Foto: (Archivo)
COMPARTE

Una comisión del Congreso del Perú, que investiga presuntos sobornos de empresas brasileñas a funcionarios peruanos, quedó acéfala tras la renuncia de su presidente debido a sus lazos con un gobernador detenido por el caso Odebrecht.

El congresista del partido fujimorista, Fuerza Popular, Víctor Albrecht, renunció a la presidencia de la comisión multipartidaria ‘Lava Jato’ ante las críticas de la oposición que ponían en duda su imparcialidad, anunció este miércoles la presidenta del Congreso, Luz Salgado.

“Su carta demuestra el grado de compromiso que ha asumido el congresista”, dijo Salgado al dar cuenta de una carta en la que Albrecht alega que renuncia debido a que ha sido operado y que por su estado de salud no desea perjudicar la investigación.

Albrecht, quien encabezó la comisión desde que se creó en enero, será reemplazado por su colega de Fuerza Popular, Rosa María Bartra, aseguraron a la prensa voceros de esa bancada.

La idoneidad del renunciante para seguir al frente de la investigación se puso en duda luego que la justicia peruana ordenara el sábado la prisión preventiva por 18 meses del gobernador de la región Callao, Félix Moreno, acusado de haber recibido un presunto soborno de 4 millones de dólares de Odebrecht para ganar una licitación vial en Perú. Albrecht y Moreno militaron trabajaron juntos en el municipio del Callao.

La comisión investiga los últimos tres gobiernos peruanos: Alejandro Toledo (2001-2006), Alan García (2006-2011) y Ollanta Huimala (2011-2016). La mira está puesta en los contratos firmados en esos años por empresas brasileñas como Odebrecht, Camargo Correa, OAS, Andrade Gutiérrez, Quiroz Galvao y otras que se beneficiaron con obras a cambio del pago de coimas, según el Congreso.

Odebrecht, involucrada en casos de corrupción en varios países latinoamericanos, afirmó haber pagado 29 millones de dólares en Perú a cambio de obras públicas entre 2005 y 2014.

El Ministerio Público viene investigando desde hace unos meses el caso ‘Lava Jato’ y desde noviembre, a Odebrecht. Un grupo de fiscales ha viajado a Suiza y Brasil para recoger informaciones.

El expresidente Alejandro Toledo (2001-2006) es el más alto funcionario involucrado en la trama de corrupción de Odebrecht en Perú. Toledo está acusado por la fiscalía de haber recibido un soborno de 20 millones de dólares para otorgar a la empresa brasileña la concesión de la construcción de la carretera interoceánica, entre Brasil y Perú, inaugurada en 2006.

Un juez pidió prisión preventiva de 18 meses para Toledo, quien reside en California, en Estados Unidos, donde trabaja como investigador en la Universidad de Stanford. Perú gestiona su extradición desde hace más de un mes.

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.