(Foto referencial)

La petición del congresista peruano Justiniano Apaza de restringir el ingreso de venezolanos a Perú generó hoy críticas y polémica entre sus compañeros de parlamento y autoridades del Gobierno peruano, que da facilidades a los inmigrantes llegados de Venezuela para regularizar su situación.

Apaza, legislador del Frente Amplio de izquierdas, aseguró en unas declaraciones publicadas este domingo por el diario El Comercio que no se opone a cerrar las puertas a los venezolanos, pero sí de poner algunos “filtros”.

“Es bueno ser solidarios, pero tenemos que pensar también en que nuestros jóvenes necesitan trabajo. En los restaurantes o en otros sitios vemos que la gente se aprovecha de los venezolanos (para pagarles menos). Primero tenemos que solucionar las necesidades de trabajo que tienen los peruanos”, comentó Apaza.

El ministro peruano de Trabajo y Promoción del Empleo, Javier Barreda, comentó al Canal N de televisión que en Perú residen actualmente unos 100 mil venezolanos, “un número muy reducido en comparación con los once millones de peruanos que trabajan de manera informal”.

Barreda indicó que solo la quinta parte de los venezolanos que viven en Perú están en condiciones de trabajar de manera regularizada, mediante un permiso de trabajo, y solo cuatro mil 500 de ellos están registrados dentro de la plantilla de las empresas.

“No estoy de acuerdo con la expresión del congresista Apaza. Las teorías laborales modernas descartan que el factor migratorio distorsione los mercados laborales en cualquier parte del mundo. Hay percepción en la gente, pero solo eso”, apuntó.

Por su parte, la congresista del bloque de izquierdas Nuevo Perú Marisa Glave criticó que Apaza utilice argumentos de la derecha y lo comparó con los planteamientos de Jean-Marie Le Pen en Francia o de Donald Trump en Estados Unidos.

“Desde la izquierda lo que debiéramos exigir siempre es el libre acceso de personas y la libertad de movimiento sin límites. Debemos ir hacia la desaparición de las fronteras y pedir el mismo trato a todos los latinoamericanos para acceder a nuestro país”, sostuvo Glave.

Durante el año pasado, el Gobierno de Perú emitió normas para facilitar la regularización migratoria de los venezolanos llegados en los últimos meses al país y lideró el Grupo de Lima, una docena de países de América que no reconoce la Asamblea Constituyente de Venezuela y busca la aplicación de la Carta Democrática Interamericana.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.