(Foto referencial)

El Estado portugués pagará un total de 31 millones de euros en indemnizaciones por la muerte de más de cien personas en los incendios registrados en junio y octubre de 2017, informó hoy la Defensora del Pueblo de Portugal, Maria Lúcia Amaral, a cargo de este proceso.

Se trata de un valor que, dijo Amaral en rueda de prensa, cubre a la totalidad de víctimas mortales de estos fuegos, 114 personas.

Familiares de todos ellos presentaron su solicitud de indemnización a través de este mecanismo extrajudicial y de adhesión voluntaria abierto en diciembre, que ha acabado por conceder 80 mil euros por fallecimiento, cantidad que posteriormente se incrementaba según varios criterios.

Uno de ellos era el sufrimiento de la víctima antes de morir, por el que se ha otorgado 70 mil euros en todos los casos, y la relación con el fallecido, por el que se han sumado entre 10 mil y 40 mil euros en función del parentesco.

Una vez calculada la cantidad, la oficina de la Defensora del Pueblo enviaba a los solicitantes la propuesta, que ha sido aceptada en todos los casos.

“Hasta el momento no tuvimos ningún rechazo de propuesta de indemnización y cumplimos el objetivo que teníamos al inicio de este proceso. Nadie quedó fuera por falta de auxilio o esclarecimiento”, dijo Amaral.

La indemnización más alta de este proceso, que está ya a punto de concluir, rondó los 300 mil euros, contó la defensora, y correspondió a una persona que perdió padre, madre, otro familiar próximo y quedó solo.

La institución que dirige Amaral recibió peticiones de afectados desde mediados de diciembre a mitad de febrero, y comenzó a enviar órdenes de pago al Ejecutivo el 5 de enero.

Los incendios registrados en 2017, los peores que se recuerdan en Portugal, causaron 64 víctimas mortales en junio en la localidad de Pedrógão Grande, en el centro del país, en tanto que en octubre una nueva oleada de fuegos en el centro y norte del territorio provocó otros 45 fallecidos.

A estas 109 personas se unen otros cinco fallecidos, considerados víctimas indirectas, apuntó Amaral.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.