Roberto Betancourt, presidente de Funvisis (Foto Angel Chacón)

Al menos 163 temblores se han producido en la región carabobeña, entre sentidos y no sentidos, desde el 24 de abril, resultando el de mayor intensidad registrado el pasado 27 de abril de 4.7, pero aunque han bajado de niveles, no significa que dejarán de suceder o que vendrá otros de mayores magnitudes, porque estos eventos no se predicen.

Este viernes en la mañana, estuvo en Valencia el almirante Roberto Betancourt, presidente de la Fundación Venezolana de Investigaciones Sismológicas (Funvisis), para el inicio de una serie de talleres formativos con funcionarios de Protección Civil y también evaluar una serie de condiciones que caracterizan a la región carabobeña, por ser una de las regiones con mayores riesgos sísmicos, prevaleciendo el municipio Naguanagua por la cercanía con la falla de Trincheras.

Estas series de estudios, informó Betancourt, es para conocer cuál es el nivel de amenaza y vulnerabilidad de las edificaciones, para que las autoridades, de la mano de Funvisis tengan precisados estos valores en la evaluación de las infraestructuras.

De acuerdo con los estudios de Funvisis, el 62% de las edificaciones de Caracas son informales, no responden a ninguna de las normas que se han venido publicando desde el año 1967; ahora evalúan a Carabobo, porque necesitan ser revisadas para establecer los planes de trabajo, entre Funvisis y Protección Civil.

Por lo que hay una Ley que se encuentra  en revisión, y que esperan sea promulgada para este 2018.

Y es que alertó, el 80 por ciento de la población venezolana está ubicada sobre fallas sísmicas, según el último estudio sobre evaluación de vulnerabilidad y riesgo de las edificaciones escolares, patrimoniales y de los puentes, desde el 2004 al 2009 a  edificaciones escolares, patrimoniales y  puentes”. Recordando que plan de priorización se enfoca hacia las áreas donde se asientan las tres más importantes fallas sísmicas, como El Pilar, San Sebastián y Boconó.

En el caso específico de Carabobo, se encuentra dentro del  sistema de falla de San Sebastián y existen antecedentes históricos como ha sido afectada. Por ello, plantearán al Ejecutivo regional y municipales, la manera de implementar las mejores prácticas, antes, durante y después de los eventos sísmicos.

La prioridad: La alfabetización sismológica 

Para hacerle entender a la comunidad como actuar ante algún evento telúrico, detalló el presidente de Funvisis que reimpulsarán los planes de alfabetización sismológica. Un grupo de venezolanos está recibiendo los componentes educativos, para replicarlo en cascada en Carabobo y por las otras regiones del país.

Son 20 educadores que están bajo la supervisión de Funvisis y el sistema nacional de Protección Civil, que labora de la mano del Ministerio de Educación, tanto básicas como superior.

El objetivo es llegar a ocho mil educadores en toda Venezuela. “Todos los venezolanos tenemos que reconocer  que Venezuela es un país sísmico y segundo que respondan a la gran pregunta. Qué deben hacer en caso de un evento de acuerdo al lugar en el que esté y cómo reconocer la amenaza”.

Recomendó a la ciudadanía a informarse sobre estas medidas, porque de ellas pueden salvar vidas. También habló sobre algunos mitos que en nada tiene que ver si van a ocurrir o no algún evento telúrico, como que hace “mucho calor” o que el cielo esta´”rojo”. “Todos son mitos, la naturaleza es impredecible, solo hay que estar preparado para la contingencia”.

El presidente de Funvisis, aclaró que este organismo se encarga de la parte técnica para estudiar este tipo de eventos, mientras protección civil del rescate y prevención. “Pero, es satisfactorio cuando se trabaja en equipo, para darle frente a estas situaciones de la mejor manera posible”.

Director nacional de Protección Civil: Estamos preparados para atender eventualidades sísmicas

Randi Rodriguez, director nacional de Protección Civil. (Foto Angel Chacón)

Randy Rodríguez, Viceministro de Gestión de Riesgo y director nacional de Protección Civil, también estuvo en Valencia, e informó que en el país hay aproximadamente 30 mil personas que estarían dispuestos a atender una catástrofe ocasionada por cualquier fenómeno natural.

Explicó, que esta cifra es lo que se conoce como “el pié de fuerza de la gestión de riesgos’ y detalló que siete mil efectivos pertenecen a la PC, mientras 13 mil pertenecen a los cuerpos de Bomberos y que en el caso de Carabobo la integran 650 funcionarios.

Recordó que ya viene la época de las lluvias, y hay que también prepararse.

El funcionario, acompañó al presidente de Funvisis en una actividad organizada en la Villa Olímpica en Naguanagua, sobre  actividad sísmica que ha registrado la entidad en los últimos meses. También estaba presente el director de Protección Civil Carabobo, Jacobo Vidarte.

Y la idea es que los funcionarios y personal de rescate al igual que educadores se formen para que sean agentes multiplicadores de qué hacer antes, durante y después de este tipo de eventos. Pero, además haciendo énfasis en las amenazas, vulnerabilidad y las herramientas con las que se cuentan.

Estas capacitaciones, que consisten en planes claves de evacuación, prevención y primeros auxilios, se seguirán realizando con el apoyo de Funvisis, en los estados con mayor actividad sísmica como Carabobo, Lara, Falcón, entre otros.

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.