Sergio Ramos celebrando su gol ante el Mallorca. / Foto EFE

El Real Madrid venció 2-0 al Mallorca con goles de Vinícius Jr. y Sergio Ramos, consiguiendo, de esta manera, colocarse nuevamente como líderes de LaLiga Santander.

Antes del pitido inicial, ya había sorpresas. Zidane alineó desde el inicio del encuentro a Bale y Vinícius por las bandas, a Hazard de media punta y a Benzema como delantero centro, en un once muy ofensivo.

Los blancos empezaron presionando muy arriba al Mallorca, con Fede Valverde y Modric comandando la fase defensiva en campo rival.

Apenas en el minuto 7, llegó la primera aproximación de los locales. Un centro de Mendy desde la izquierda fue controlado por Benzema con el pecho para, posteriormente, rematar al primer palo y observar cómo Reina le negaba el tanto.

Unos segundos más tarde, el guardameta visitante volvió a ser protagonista. Bale, en su primera titularidad tras la reanudación del campeonato, se sacó un potente remate desde fuera del área que exigió al veterano arquero. El Madrid, en esos primeros minutos, recuperaba rápido el balón y la velocidad de Vinícius complicaba una y otra vez a la defensa visitante.

El Mallorca, sin embargo, tuvo una oportunidad clara en el minuto 11. Cuando nadie lo esperaba, Baba realizó desde fuera del área un potente remate que fue repelido por Courtois.

En el minuto 19, llegó el tanto que desniveló la balanza, otra vez con polémica. Carvajal recuperó el balón en una acción dividida que los hombres del Mallorca reclamaron como falta. La jugada continuó con Modric asistiendo a un Vinícius que picó el balón ante la salida de Reina. 1-0 y los merengues celebraban.

Apenas cuatro minutos después, ocurrió una jugada similar, pero con resultado distinto. Una gran combinación entre Hazard, Benzema y Vinícius terminó con el brasileño picando una vez más el balón frente al portero del Mallorca, sin embargo, el travesaño le negó esta vez el tanto al ex del Flamengo.

Los últimos minutos del primer tiempo transcurrieron con un Mallorca que se adueñó del esférico, con Kubo (jugador que pertenece al Madrid) a los mandos de los ataques visitantes, que carecían de profundidad ante el buen entramado defensivo de los blancos.

Tras el descanso, los locales volvieron a celebrar. En el minuto 56, Sergio Ramos, que era duda para el encuentro por molestias en su rodilla, se encargó de poner el segundo en el casillero de los merengues. El capitán blanco, que se convirtió el pasado domingo en el defensa más goleador de la historia de LaLiga con 68 tantos, fue el encargado de cobrar un tiro libre que se coló en el ángulo derecho del arco de Manolo Reina, que nada pudo hacer ante el potente disparo.

Tras el segundo de los suyos, Zidane movió el banquillo para buscar controlar el partido y rotar a su plantilla. Quitó a Eden Hazard, que no se le vio fino en la posición de media punta, para que ingresara en el campo Toni Kroos, reforzando de esta manera el centro del campo.

El segundo tiempo continuó sin grandes ocasiones y con ambos equipos realizando una gran cantidad de cambios para dar descanso a sus futbolistas. Además, fue noticia el ingreso de Luka Romero en el Mallorca, futbolista mexicano que se convirtió en el jugador más joven en debutar en la primera división del fútbol español con 15 años y 229 días.

El Madrid, en los instantes finales, quitó el pie del acelerador y se conformó con un resultado que le deja nuevamente en la primera posición de LaLiga Santander.

 

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.