COMPARTE

Estas son las tristes imágenes de esta Venezuela revolucionaria, imágenes de un pueblo que está luchando por su libertad, recibiendo golpes y respirando gas lacrimógeno, un pueblo con las manos limpias, armado solamente con la Biblia, con la bandera y con tanto amor por  Venezuela. Imágenes de millones y millones de venezolanos que, a una sola voz, están pidiendo respeto por la Constitución,  democracia y libertad para los presos políticos. Imágenes de millones de mujeres que en silencio recorrren las calles  cantando el  “Gloria al bravo pueblo”, bajo la amenaza de los soldados que apuntan los fusiles en contra de su proprio pueblo  y unidas en un solo clamor exigiendo justicia.

Son imágenes de un país en estado de guerra, de un país que no quiere más mentiras, que no acepta más falsas promesas, de un país que quiere ejercer su derecho al voto, como le corresponde . Y lo triste, lo inaceptable, es que el gobierno, primer responsable de lo que está sucediendo en este país, ha anunciado la movilización de más de 60 mil motorizados armados. Esta es una guerra civil!

Son imágenes que han dado la vuelta al mundo entero, son imágenes de un pueblo que ha decidido entregar heroicamente su alma para salvar a la democracia, un pueblo de gente  maltratada, pisoteada, engañada por un régimen autoritario, un pueblo sin los recursos más elementales, sin medicamento, sin seguridad, sin comida, sin dinero, sin hospitales, sin servicios, un pueblo que ha perdido todo… menos su dignidad! Son imágenes que se me ahogan en la garganta, imágenes de un pueblo que ha perdido el miedo y que se ha volcado en la calle, un pueblo que no quiere guerra, porque sabe que la guerra es la peor de la soluciones pero que está dispuesto a luchar por sus derechos.

Esa trágica y deshumana represión del gobierno contra los jóvenes desarmados, se ha quedado grabada en nuestras mentes para siempre. No se puede reprimIr con la violencia a quien pide democracia, no se puede tachar de imperialista a quien pide libertad, no se puede seguir sosteniendo  con las armas a un régimen que quiere sofocar en la sangre, la dignidad del hombre. Ese pueblo ha solicitado un diálogo abierto basado sobre la igualdad de derechos …y lo han rechazado. La Patria es de todos, ese pueblo es nuestro pueblo y si no grita él, ¿quién más gritarà? Yo hago votos, a nombre de Venezuela y a nombre personal para que estas palabras  siembren  esos  valores imperecederos representados por su dignidad y por la libertad de su conciencia y sensibilizen la opinión mundial en ese proceso incontenible que conduce a la verdadera y plena valorización del hombre. De rodillas pedimos “DEMOCRACIA”!

 

Desde  Italia – Paolo Montanari Tigri

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.