Foto: Archivo
COMPARTE

La Premier League agita el ‘mercato’: Mánchester United anunció el sábado un “acuerdo” con el Everton por el internacional belga Romelu Lukaku, una operación estimada en un mínimo de 75 millones de libras (85 millones de euros), la cifra más alta nunca entre clubes ingleses.

Según la prensa británica, el acuerdo por el delantero de 24 años conlleva unas cláusulas adicionales por un monto total de 15 millones de libras (17 millones de euros) y The Guardian informa que en la operación podría entrar Wayne Rooney, que de esta manera regresaría al club en el que se formó, una operación valorada en 10 millones de libras (11 millones de euros).

Rooney acudió este sábado por la tarde en el centro de entrenamiento de los ‘Toffees’, según las imágenes emitidas por la cadena Sky Sports, lo que disparan aún más los rumores de un regreso del internacional inglés a su club formador.

La cifra total por el traspaso de Lukaku podría alcanzar así los 100 millones de libras (113 millones de euros), lo que supondría el mayor traspaso en la historia del fútbol, ya sea en Inglaterra o fuera de la Premier League.

La prensa inglesa asegura también que el Chelsea, club en el que ya jugó Lukaku, igualó la oferta del United, pero el vigente campeón de la Premier League no pudo hacer nada ante el poder de atracción de los Red Devils, considerados el club más rico del mundo.

Estas cifras astronómicas, en todo caso, abren una nueva era en el fútbol inglés, el campeonato más rico del mundo gracias al nuevo contrato por los derechos televisivos.

La Premier League redistribuirá entre sus 20 equipos 2.700 millones de euros en la temporada 2016-2017.

El acuerdo, pendiente aún de que el jugador supere la revisión médica, entra en el quintento de mayores operaciones de la historia, que por ahora lidera los 105 millones de euros que pagó el United a la Juventus en 2016 por el francés Paul Pogba.

En esa clasificación están también los 99,7 pagados por el Real Madrid al Tottenham por el galés Gareth Bale en 2013, los 94 desembolsados por el campeón español en 2009 por el portugués Cristiano Ronaldo al Mánchester United o los 90 del paso del argentino Gonzalo Higuaín del Nápoles a la Juventus hace un año.

Bienvenida de Pogba

A falta de concretar las cláusulas adicionales y el posible traspaso de Rooney, el pase de Lukaku, autor de 25 goles la temporada pasada, superaría el del brasileño Neymar al Barcelona, que dejó el Santos en 2013 por un total de 83,3 millones de euros, así como los 57 millones que pagó el Chelsea al Liverpool por el español Fernando Torres en 2011 y que era hasta ahora la mayor operación entre dos clubes de la Premier League.

Lukaku se encontrará en Old Trafford con su amigo Pogba, con el que el belga compartió vacaciones por segundo año consecutivo en Estados Unidos.

El francés ‘oficializó’ la operación al publicar en Instagram el siguiente mensaje: “¡Hasta mañana en el entrenamiento! @rlukaku9 #bienvenido”.

Además de sus vacaciones en Miami y después Los Ángeles, ambos jugadores comparten agente, el célebre Mino Raiola.

Desde un punto de vista deportivo, todas las partes salen ganando… a priori. El técnico portugués José Mourinho, que ya entrenó a Lukaku en el Chelsea, tiene al fin un sustituto a la medida de la megaestrella sueca Zlatan Ibrahimovic.

Formado en el Anderlecht, Lukaku se marchó al Chelsea en 2011, aunque en 2014 fue traspasado al Everton en busca de más minutos de juego.

¿Y Rooney ? 

Lukaku, autor de 20 goles en 59 partidos con Bélgica, había rechazado una renovación récord con el Everton con el argumento de que quería jugar la Liga de Campeones. “No quiero quedarme en el mismo nivel; quiero progresar y sé dónde quiero hacerlo”, dijo.

Queda por determinar si el acuerdo incluye a Rooney en la operación.

La prensa inglesa ofrece versiones divergentes.

El niño mimado del fútbol inglés ya había declarado que de dejar el United solo podría jugar en Inglaterra con el Everton, club en el que se formó y debutó antes de ser traspasado a los Red Devils en 2004 por 30,7 millones de euros.

Todo apunta hacia la salida del internacional inglés (119 selecciones y 53 goles) de 31 años y que vivió una temporada difícil el pasado curso, en el que jugó muy poco a las órdenes de Mourinho, que le relegó al banco, y que le hizo perder su sitio en la selección.

En mayo, Rooney dejó una puerta abierta a su marcha: “Quiero quedarme en el Mánchester United, está claro, estoy aquí desde hace 13 años, pero también quiero jugar a fútbol…”

La marcha del delantero, al que le resta un año de contrato en Old Trafford, aliviaría además la economía del United, ya que tiene un sueldo de 14,8 millones de euros anuales.

Una cifra muy alta, incluso para la Premier League.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.





Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.