(Foto archivo)
COMPARTE

El primer ministro de San Vicente y las Granadinas, Ralph Gonsalves, denuncio este martes un complot de un reducido grupo de naciones poderosas para lograr un cambio de régimen en Venezuela y dividir la posición de la Comunidad del Caribe (Caricom) ante la crisis en esa nación.

Precisamente, los ministros de Relaciones Exteriores del Caricom se reunirán este jueves y el viernes en Bridgetown (Barbados), cerca de una semana antes de un encuentro de cancilleres de la Organización de Estados Americanos (OEA) en Washington, en el que se analizará la situación venezolana.

En una carta dirigida a los miembros del Caricom, dijo que la supuesta conspiración es encabezada por un “reducido grupo de naciones poderosas”, cuyo objetivo es “debilitar la fortaleza colectiva” del bloque.

Sin identificarlos, Gonzalves afirmó en la misiva que esos países pretenden causar un factor de división en el seno de Caricom e impulsar “una agenda de ocultos intereses” dentro de la OEA.

Gonsalves afirmó que el grupo invitó de manera “estratégica” a algunos países a sus reuniones haciendo caso omiso de los demás miembros de la organización caribeña.

“Como resultado han logrado desunir y debilitar a los países del Caricom cuya única fortaleza reside en su solidaridad”,dijo.

“Está claro que existe una estrategia calculada por parte de un grupo de naciones para lograr un cambio de régimen en Venezuela haciendo uso de la OEA como arma de destrucción”, expresó.

El primer ministro añadió que existe preocupación entre los miembros del Caricom respecto a la situación reinante en el país suramericano.

Pero, afirmó, “sabemos que derrocar a un Gobierno no podrá fin a esas condiciones, especialmente cuando no existe una alternativa viable”.

Gonsalves indicó que los miembros de la Comunidad del Caribe deberían promover un dialogo para resolver el conflicto y denunció que el secretario general de la OEA, Luis Almagro, ha sido un “instrumento elegido y dispuesto” en la “conspiración” contra el Gobierno del presidente Nicolás Maduro.

Almagro ha sido en los últimos meses un duro crítico del régimen venezolano y en marzo propuso la suspensión de Venezuela como miembro del organismo hemisférico.

En la OEA hay dos bloques enfrentados por la crisis de Venezuela: Venezuela, Bolivia y Nicaragua, por un lado, y un grupo de 14 países liderado por Estados Unidos, Canadá, México, Argentina y Perú.

En medio de estos dos bandos están los Estados de la OEA que pertenecen a la Comunidad del Caribe (Caricom).

Venezuela solía contar con el apoyo en bloque de los países caribeños que durante más de una década se han beneficiado de su petróleo subvencionado a través de Petrocaribe, pero esa alianza no pasa por su mejor momento y ha habido fisuras en el bloque.

Ocho de las naciones caribeñas han apoyado ya o al menos han permitido iniciativas a las que se oponía Venezuela y el pasado 26 de abril la aprobación de la convocatoria de reunión de cancilleres salió adelante gracias a que Jamaica, Barbados, Guyana, Bahamas y Santa Lucía se sumaron al grupo de los 14.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.