Sobrinos Cilia Flores
(Foto Cortesía)
COMPARTE

La sentencia de los dos sobrinos de la primera dama de Venezuela condenados por conspiración para enviar 800 kilos de cocaína a Estados Unidos fue aplazada para septiembre, informó la corte federal de Nueva York que lleva el caso.

En noviembre pasado, tras un juicio de nueve días, un jurado popular halló culpables a Efraín Antonio Campo Flores y Franqui Francisco Flores de Freitas de planificar un vuelo que transportaría la droga de Venezuela a Honduras, con Estados Unidos como destino final, a cambio de 20 millones de dólares.

Las sentencias -de un mínimo de 10 años de cárcel a cadena perpetua- debían ser fijadas por el juez Paul Crotty el 26 y el 27 de junio.

Pero los acusados pidieron más tiempo, la fiscalía accedió y el juez Crotty aplazó su sentencia hasta el 12 de septiembre para Flores de Freitas y hasta el 13 de septiembre para Campo Flores.

Ambos fueron detenidos en Haití en noviembre de 2015 por la DEA, la agencia antidrogas estadounidense, y trasladados a Nueva York, donde han permanecido en prisión desde entonces.

La fiscalía aseguró durante el juicio que los sobrinos de Cilia Flores, esposa del presidente venezolano Nicolás Maduro, se creían tan poderosos que podían trasladar casi una tonelada de cocaína de un aeropuerto a otro sin ser detenidos.

Los abogados defensores aseguraron por su lado que sus clientes fueron víctimas de una trampa tendida por informantes inescrupulosos y mentirosos de la DEA, y que son tan estúpidos y novatos que cayeron en ella.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.