Novaya Gazeta es el tercer medio cerrado por el gobierno de Putin desde el inicio del conflicto con Ucrania. Foto cortesía El Diario
El periódico independiente “Nóvaya Gazeta”, al que la Justicia rusa retiró hoy la licencia, acusó a las autoridades de “matar” el rotativo fundado, entre otros, por el último líder soviético, Mijaíl Gorbachov, fallecido hace una semana.

“Hoy han matado al periódico. Les han robado 30 años de vida a sus trabajadores. Han privado a los lectores del derecho a recibir información”, señala el comunicado emitido por “Nóvaya Gazeta”.

Acusa al regulador ruso de las telecomunicaciones, Roskomnadzor, de volver a matar a los siete reporteros y colaboradores de esta cabecera asesinados desde 1993, entre los que figuran Anna Politkóvskaya y Natalia Estemírova.

“El tribunal Basmanni de Moscú dictaminó: a ‘Nóvaya Gazeta’ hay que liquidarla”, denuncia y recuerda que el periódico fue fundado por dos Nobel de la Paz, Gorbachov y su actual director, Dmitri Murátov, galardonado en 2021.

Según Roscomnadzor, la revocación de la licencia se debe a que la redacción no presentó los estatutos de la publicación en el período de tiempo establecido por las leyes, pese a que fue advertida con antelación.

En cambio, el periódico mantiene que presentó los documentos hace muchos años, por lo que recurrirán el fallo, según adelantó hoy Murátov.

“Pero ‘Nóvaya Gazeta’ no necesita sus papeles. Ella fue, es y será”, concluye el comunicado.

El periódico, que lanzó su primera tirada de mil ejemplares el 1 de abril de 1993, se vio obligado a fines de marzo a suspender su publicación en su versión en papel y digital “hasta el fin de la operación especial en territorio de Ucrania” iniciada el 24 de febrero por el ejército ruso.

La noticia del cierre se produjo después de que Murátov participara junto a otros medios independientes rusos en una entrevista al presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski.

“Hemos recibido dos advertencias del Roskomnadzor. Mejor cerramos, ya que si recibimos una tercera advertencia nos pueden retirar la licencia y eso significaría nuestra desaparición”, informó entonces a Efe Nadezhda Prusenkova, jefa de prensa del rotativo.

El periódico independiente, el más crítico con el presidente ruso, Vladímir Putin, había sido multado hace menos de un mes por difundir supuestamente “noticias falsas” y “abusar de la libertad de prensa”.

“Nóvaya Gazeta” había dejado de informar sobre la campaña militar tras la aprobación de una ley que castiga con graves multas y hasta 15 años de cárcel la difusión de “información falsa” sobre el Ejército ruso.

La retirada de la licencia se consumó una semana después de la muerte de Gorbachov, que compró los primeros ordenadores del rotativo con el dinero que recibió del Nobel en 1990.

Las autoridades rusas han cerrado en los últimos meses los otros dos medios más críticos con el Kremlin: la emisora de radio Eco de Moscú y el canal de televisión Dozhd.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.