Tom Glavine dice que podría culparse a los jugadores si no hay temporada (Foto Cortesía bloomberg.com)

El exlanzador Tom Glavine, de los Bravos de Atlanta, advirtió a los jugadores de béisbol que expresan preocupación por sus salarios en una posible temporada 2020 que se está viendo retrasada por la pandemia del coronavirus, que es posible que la culpa de que no se lleve a cabo el campeonato recaiga en ellos.

Glavine, que fue representante del sindicato de jugadores durante la huelga de béisbol de 1994-95, comparó esa situación con la suspensión actual del juego en una historia publicada por el periódico “The Atlanta Journal-Constitution”.

“Si se tratara de un problema económico y esa es la razón por la que el béisbol no regresó, se está viendo una situación similar a la huelga del ’94 y ’95 en lo que respecta a los aficionados”, valoró Glavine.

Agregó que “incluso si los jugadores estuvieran ciento por ciento justificados en lo que se quejan, aun así se verán mal”.

Por el momento, las negociaciones entre las Grandes Ligas y la Asociación de Jugadores se encuentran estancadas en el apartado sobre cómo y cuándo iniciar la temporada.

Durante el fin de semana, las mayores dieron a conocer sus planes de regreso al juego, en el que incluyen las pruebas del coronavirus, así como los viajes, ajustes en los campos de juego, cambios en la estructura de funcionamiento de los campos que puedan dar todo tipo de garantías sanitarias y una amplia gama de otras situaciones, que las autoridades exigen debido a la pandemia del coronavirus.

La liga también les dijo a los jugadores que proyecta perder cuatro mil millones de dólares incluso si se juega una temporada.

Esas cifras financieras se relacionan con cuánto ganarán los jugadores este año.

Las partes acordaron en marzo que los jugadores ganarían un salario prorrateado en función de los partidos disputados, pero los propietarios votaron la semana pasada para proponer que los salarios se basen en una división de ingresos de 50-50.

Glavine dijo que esta es una situación única, pero que “la división de ingresos para el sindicato es una propuesta aterradora”.

Aun así, dijo que los jugadores deben tener cuidado de no hablar demasiado sobre su salario, comparándolo con las entrevistas que dio durante la huelga de 1994-95.

“Lo de la accesibilidad a ese tipo de información y comentarios fue un error de cálculo de mi parte”, admitió Glavine al periódico.

También entendió la aprensión de los jugadores por la posibilidad de propagar el virus, lo que significa que había que analizar a fondo el asunto.

“Entiendo que para una gran parte de todos nosotros volver a la normalidad es recuperar los deportes, pero no se puede descartar la preocupación de un jugador por su salud o la salud de su familia”, indicó.

En la misma entrevista, Glavine dijo: “Si estuviera jugando hoy, por supuesto que me preocuparía que una vez que salgas por esa puerta y regreses existe la posibilidad de que traigas algo a casa para tu familia”.

“Es 100% justo para los jugadores, entrenadores, que todos se preocupen sobre eso”, subrayó Glavine, quien dijo que está contento de no ser un jugador o tener responsabilidades sindicales debido a la crisis.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.