(Foto referencial)

El presidente estadounidense, Donald Trump, advirtió de que los misiles de Corea del Norte podrían amenazar muy pronto el territorio de Estados Unidos, y que él responderá con una presión máxima y no con complacencia ante esa situación.

“Las experiencias pasadas demuestran que la complacencia y las concesiones solo incitan a la agresión y la provocación. No repetiré los errores de los gobiernos anteriores (de Estados Unidos) que nos han llevado a esta peligrosa situación”, dijo Trump en su discurso sobre el Estado de la Unión ante el Congreso estadounidense.

“El imprudente programa de misiles nucleares de Corea del Norte podría amenazar muy pronto nuestro territorio. Estamos impulsando una campaña de presión máxima para evitar que eso ocurra”, afirmó.

Trump, después de criticar las dictaduras de Cuba y Venezuela, argumentó que ningún régimen del mundo ha oprimido a sus propios ciudadanos más total o brutalmente que la cruel dictadura de Corea del Norte.

“Solo necesitamos mirar al depravado carácter del régimen norcoreano para entender la naturaleza de la amenaza nuclear que podría suponer para Estados Unidos y nuestros aliados”, subrayó.

Como ejemplo, citó el caso de un turista estadounidense fallecido tras ser retenido en Corea del Norte, Otto Warmbier, cuyos padres, Fred y Cindy, estaban entre el público invitado por Trump para presenciar su discurso.

“Después de un juicio vergonzoso, la dictadura sentenció a Otto a 15 años de trabajos forzados, antes de devolverlo a Estados Unidos en junio pasado, terriblemente herido y al borde de la muerte. Falleció pocos días después de su regreso”, recordó Trump.

El presidente también citó el caso de Ji Seong-ho, un joven originario de Corea del Norte a quien también incluyó entre sus invitados y que salió del país asiático junto con su familia huyendo de la hambruna.

“Seong-ho viajó miles de millas con muletas a través de China y el sudeste de Asia hacia la libertad. La mayoría de su familia lo siguió. Su padre fue atrapado tratando de escapar, y fue torturado hasta la muerte”, relató Trump, al explicar que el joven perdió una pierna en su huida.

“Hoy -continuó el mandatario- vive en Seúl, donde rescata a otros desertores y transmite a Corea del Norte lo que más teme el régimen: la verdad”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.