Los jóvenes aseguran que seguirán luchando por el derecho a pertenecer en un país que reconocen como propio. (Referencial)
COMPARTE

El gobierno de Donald Trump anunció este martes el fin del programa DACA instaurado hace cinco años para formalizar temporalmente a inmigrantes indocumentados llegados a Estados Unidos de niños, que hoy protege a unos 800 mil de esos jóvenes llamados “Dreamers”.

El programa conocido como DACA, que fue establecido bajo la administración de Obama, está siendo rescindido”, declaró desde la Casa Blanca el fiscal general, Jeff Sessions, sobre el plan Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por su sigla en inglés), creado por Barack Obama en junio de 2012.

Trump defendió rápidamente la decisión, afirmando que su prioridad son los trabajadores estadounidenses.

Sessions argumentó que este estatuto legal creado por decreto, que otorga a los indocumentados un permiso de permanencia y trabajo de dos años, renovable, es inconstitucional y le ha quitado trabajo a cientos de miles de estadounidenses.

Para tener un sistema legal de inmigración que sirva al interés nacional, no podemos admitir a todos los que quieran venir aquí. Es así de simple, dijo el fiscal general, al señalar que la secretaria interina de Seguridad Interior, Elaine Duke, ha elegido, apropiadamente, iniciar un proceso de liquidación del DACA.

Sessions dijo que esto permitirá una transición ordenada y cumplirá con el deseo del gobierno de Trump de darle un periodo de tiempo al Congreso para legislar sobre el tema, si así lo desea.

Creemos firmemente que este es el camino responsable, subrayó.

Obama creó por decreto el DACA luego de que el Congreso no lograra aprobar una norma sobre los inmigrantes ilegales llegados de niños, la Ley DREAM, acrónimo en inglés de Fomento para el progreso, alivio y educación para menores extranjeros.

De ahí que se conozca como Dreamers (soñadores) a estos inmigrantes sin papeles, de los cuales cerca de 800 mil se acogieron al DACA, según cifras oficiales.

La administración Trump no cancelará el DACA inmediatamente, sino que dejará que los permisos caduquen en los próximos meses y años, sin renovarlos ni emitir nuevos.

Así, a menos que el Congreso apruebe legislación sobre el tema, los Dreamers que habían formalizado su situación con el DACA volverán a estar ilegalmente en el país.

Es una tragedia, dijo a AFP Jessica Colotl, que le puso cara a los Dreamers en 2010 por conducir sin licencia y quedar al borde de la deportación. Me siento muy frustrada en este momento porque el DACA ha beneficiado a mucha gente.

Es muy injusto que de la noche a la mañana se nos vaya a arrebatar el sueño de nuestras manos”, agregó esta joven nacida en México hace 29 años, que vive en Estados Unidos desde los 11, anticipando la pelea de los Dreamers por permanecer legalmente en el país.

Vamos a seguir luchando por el derecho a pertenecer en un país que conocemos como propio, afirmó.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.