Un manifestante palestino arroja piedras a las fuerzas de seguridad israelíes usando una honda durante los enfrentamientos tras una manifestación semanal contra la expropiación de tierras palestinas por parte de Israel en la aldea de Kfar Qaddum, cerca de Naplusa, en Cisjordania ocupada el 3 de marzo de 2017. Foto: (AFP)
COMPARTE

El asesor internacional de Donald Trump, Jason Greenblatt, se reunió este martes con el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abas, un días después de una entrevista con el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu, en un intento de revitalizar el moribundo proceso de paz.

Se trató del primer encuentro entre el presidente palestino y un representante de la Casa Blanca desde la llegada de Trump a la presidencia.

La Muqataa (sede de la Autoridad Palestina), difundió fotos del encuentro sin evocar el contenido de las conversaciones.

El lunes Greenblatt se entrevistó durante cinco horas con Netanyahu, informaron ambas partes en un comunicado conjunto.

El enviado de Trump reiteró el compromiso del nuevo presidente de garantizar la seguridad de Israel y su voluntad “de ayudar a israelíes y palestinos a alcanzar una paz duradera”.

Pero la paz sólo será posible a través de “negociaciones directas”, agregó el enviado, reiterando implícitamente la oposición de Trump a una solución impuesta por la comunidad internacional.

Jason Greenblatt, que durante décadas fue abogado en el grupo Trump, está a cargo de las negociaciones de acuerdos comerciales de todo tipo pero también del conflicto israelo-palestino. Trump escogió, según sus palabras, a uno de sus consejeros “más cercanos” capaz de “forjar consensos en temas difíciles y sensibles”.

Greenblatt necesitará todo su arte para ayudar a Trump a resolver una situación en la que todos sus predecesores fracasaron.

Los esfuerzos de paz están en punto muerto desde el fracaso de la última iniciativa de paz estadounidense en 2014. Una parte de la comunidad internacional teme que se acabe renunciando a una solución con dos Estados.

La creación de un Estado palestino junto al de Israel sigue siendo la solución de referencia para la comunidad internacional.

Trump sembró dudas sin embargo al parecer tomar distancia de esta solución, cuando recibió el primer ministro israelí el 15 de febrero.

– ‘Viaje de orientación’ –

El viernes Abas reafirmó su apego a la solución de dos Estados tras hablar por primera vez con Trump por teléfono.

Durante la campaña electoral, el presidente estadounidense alarmó a los líderes palestinos con declaraciones muy favorables a Israel, incluyendo la promesa de trasladar la embajada estadounidense de Tel Aviv a Jerusalén y de nombrar de un embajador favorable a la colonización.

La Casa Blanca también tardó en reaccionar cuando Netanyahu anunció la autorización para construir más de 5.000 viviendas en Cisjordania poco después de la investidura. Trump terminó pidiendo a Netanyahu que se contuviera por un tiempo.

El actual gobierno israelí, considerado como el más a la derecha en la historia del Estado hebreo, incluye a numerosos defensores de la colonización en los territorios palestinos ocupados. Algunos incluso defienden abiertamente la anexión de Cisjordania.

La visita de Greenblatt coincide con los esfuerzos de miembros de la mayoría israelí en el poder para que se adopte una ley de anexión de la importante colonia de Cisjordania Maale Adumin.

Netanyahu intentaba este martes aplazar el análisis en comisión de este proyecto de ley que podría causar una primera crisis con la administración Trump.

Tras su encuentro con Trump, el 15 de febrero, Netanyahu dijo haber acordado con la administración estadounidense un mecanismo común para que la colonización no sea un tema de discordia, como fue el caso durante la administración de Barack Obama.

Trump encargó a Greenblatt implementar ese mecanismo, pero Washington advirtió que no había que esperar un resultado espectacular de su misión.

Su visita a la región es un “viaje de orientación”, “la primera de una serie a la región”, explicó el portavoz del Departamento de Estado, Mark Toner.

 

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.