(Cortesía)

El Tribunal Supremo de Justicia ratificó la pena de 22 años y seis meses de cárcel; dictada en 2016, a ocho involucrados en el tráfico de 1,3 toneladas de cocaína, incautadas el 20 de septiembre de 2013 en París, en un vuelo de Air France procedente de Venezuela.

La decisión del TSJ; resultado de una apelación por parte de la defensa, a través de sus cuentas oficiales en redes sociales, se dio a conocer esta tarde.

El dictamen estuvo a cargo de la Corte de Apelaciones del estado Vargas (norte), que confirmó la sentencia dictada por un tribunal de juicio en agosto de 2016.

Los condenados agregó “son los responsables del tráfico de mil 382 kilogramos de cocaína, incautados tras el aterrizaje de un vuelo de Air France procedente de Venezuela“.

La droga fue embarcada desde el aeropuerto internacional de Maiquetía, el más grande del país sudamericano, ubicado en Vargas, a una hora de la capital Caracas.

La policía antidrogas francesa descubrió el inusual cargamento de cocaína pura en unas 30 maletas que no pertenecían a ningún pasajero. El avión aterrizó en el aeropuerto Roissy-Charles De Gaulle.

Tras ser hallados culpables de tráfico de estupefacientes reseñó nueve venezolanos, entre ellos tres militares, fueron condenados a 22 años y seis meses.

Mientras que una décima persona implicada fue sentenciada a 10 años por el delito de legitimación de capitales, indicó la máxima corte.

La Corte de apelaciones de Vargas a su vez confirmó la absolución de otras 16 personas que fueron sometidas a investigaciones.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.