Uno de los hijos del expresidente de Sudáfrica Jacob Zuma, Duduzane Zuma, comparecerá el lunes ante un tribunal de Johannesburgo que le imputará por corrupción por su vinculación con un intento de soborno en 2015 al entonces viceministro de Finanzas Mcebisi Jonas, informan hoy medios locales.

Duduzane Zuma supuestamente actuó como intermediario en el intento de sobornar con 600 millones de rands (44,5 millones de dólares, 37,9 millones de euros) a Jonas para que “trabajase” con Ajay Gupta, un empresario perteneciente a una conocida familia investigada por corrupción.

Jonas denunció que la familia Gupta le había ofrecido esta cantidad para que se hiciera cargo del Ministerio.

Duduzane Zuma llegó a Sudáfrica el jueves desde Dubái, donde reside actualmente, para acudir al funeral de su hermano Vusi Nhlakanipho Zuma, fallecido por lupus el pasado día 1, y fue detenido brevemente por las autoridades del aeropuerto internacional de Johannesburgo.

La Dirección de Investigación de Crímenes Prioritarios de la Policía sudafricana, conocida como “Hawks” (Halcones), obtuvo grabaciones de cámaras de seguridad en las que se ve al entonces viceministro y al hijo de Zuma reuniéndose en un lujoso hotel, desde el que se trasladaron a la mansión de Gupta.

En una entrevista con la BBC británica, citada por el portal de noticias sudafricano News24, Duduzane Zuma reconoció haberse encontrado con Jonas, pero negó que se produjese un intento de soborno.

Este no es el único proceso judicial que Duduzane Zuma tiene abierto: el jueves deberá comparecer ante otro tribunal acusado de homicidio involuntario por la muerte de un pasajero de un minibús contra el que el hijo del expresidente estrelló su coche en febrero de 2014.

La imputación de Duduzane Zuma se une a la de su padre, a quien su partido, el Congreso Nacional Africano (CNA), obligó a dimitir como jefe de Estado el pasado mes de febrero debido a su relación con varios casos de corrupción, por los que ya ha comparecido dos veces ante la Justicia, y la próxima vista está prevista para el próximo día 27.

Dentro de esta causa, a Zuma se le imputan dieciséis cargos -uno por asociación ilícita, dos por corrupción, uno por lavado de dinero y doce por fraude- basados en cerca de 800 operaciones supuestamente fraudulentas realizadas en relación con un acuerdo de armas millonario firmado a finales de la década de 1990.

Los cargos siguieron un camino judicial muy complejo durante más de una década hasta que, en marzo pasado, el fiscal general de Sudáfrica, Shaun Abrahams, anunció la decisión de acusar formalmente al expresidente.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.