Venezolanos a la deriva en México tras una semana de restricciones de EE.UU.
Una persona migrante de origen venezolano permanece el 17 de octubre de 2022, en el municipio San Pedro Tapanatepec, en el estado de Oaxaca (México) / Foto: EFE

El caos y la incertidumbre para los venezolanos en México han marcado la primera semana de la nueva política migratoria de EE.UU., que contempla su deportación inmediata a territorio mexicano si cruzan ilegalmente por la frontera terrestre.

Imágenes de venezolanos que duermen en el frío en la frontera norte, migrantes confundidos que llegan en autobuses a Ciudad de México y cientos de ellos varados en los estados del sur han trascendido desde el anuncio de las nuevas medidas de Washington, el 12 de octubre.

“Después de las restricciones mucha gente quedó a la deriva, esto fue lo que dejó las restricciones, nosotros en situación de calle, miles y miles”, comentó a EFE el venezolano Néstor Sánchez desde un campamento improvisado en Tapachula (Chiapas), en la frontera de México con Guatemala.

Incertidumbre

Pese a la oferta de 24 mil visas humanitarias, la nueva política estadounidense de expulsar a los venezolanos bajo el Título 42 “ha causado mucha incertidumbre” para los migrantes, indicó Rodd Gerstenhaber, jefe de misión de Médicos Sin Fronteras (MSF) en México y Centroamérica.

“Algunos o casi la mayoría no saben qué hacer, si deberían seguir subiendo la ruta hacia el norte o quedarse donde están o cerca de donde están o, incluso, regresar a Venezuela o Colombia o donde estaban antes de emigrar”, expuso Gerstenhaber en una entrevista con EFE.

Como “efectos inmediatos”, MSF ha constatado que autobuses del Instituto Nacional de Migración (INM) parten con cientos de venezolanos de ciudades fronterizas del norte como Tijuana, Ciudad Juárez y Matamoros, para trasladarlos hasta Ciudad de México.

La situación también es “muy difícil” en el sur para migrantes que esperan en Tapachula o en otras paradas migratorias, como San Pedro Tapanatepec (Oaxaca), donde deambulan sin saber cuáles serán su próximos pasos.

Ante el “cambio repentino (de EE.UU.), aún no está establecido ningún sistema para acomodarles o recibirles”, por lo que la situación “se va a poner crítica”, advirtió Gerstenhaber.

“Hay mucha aglomeración de personas en México y la situación para el migrante en estos puntos es muy difícil, la gente está frustrada con retrasos de permisos para transitar México, hay una falta de servicios para esta población”, señaló.

La respuesta de México

Las medidas estadounidenses llegan ante un aumento de venezolanos en la frontera con México, donde entre octubre de 2021 y agosto pasado más de 150.000 migrantes de Venezuela han sido arrestados en comparación con 50.499 en el mismo periodo del año anterior.

Pero el canciller de México, Marcelo Ebrard, ha insistido en que tras la expansión del Título 42, que “no es un acuerdo con México” sino “una medida de Estados Unidos”, el país ha recibido a “cientos, no miles” de venezolanos expulsados.

“Es un procedimiento que lleva tiempo, nosotros vamos a apoyar a los que están en nuestro territorio, como siempre lo hacemos, con albergues, con alimentación, con atención médica”, aseguró el presidente Andrés Manuel López Obrador en su rueda de prensa matutina del viernes.

MSF advirtió que la primera necesidad de los venezolanos es información para tomar una decisión, y después necesidades básicas como salud y atención psicológica, que la organización provee.

“Este cambio repentino de la política realmente les ha dejado perplejos y emocionalmente desgastados. Es un cambio muy repentino que no tenían previsto y están procesando esto emocionalmente”, consideró.

¿Irse o quedarse?

En Ciudad Juárez, en la frontera con Texas, organismos internacionales han intervenido ante la crisis humanitaria de migrantes que duermen en la calle en plena llegada de frentes fríos porque aún esperan cruzar a Estados Unidos.

“Tenía cuatro días sin bañarme, no tenía comida, Dios bendiga a los que nos están apoyando y puedan seguir apoyando a otras personas como yo”, dijo a EFE el venezolano José Raga, al recibir apoyo en un albergue.

Ante las condiciones de precariedad en México, migrantes en ciudades como Tijuana piden vuelos que los devuelvan a Venezuela y otros en la frontera sur cruzan a Guatemala para emprender el regreso.

Pero otros más creen que lo mejor es quedarse, como Elías Alfonso Rivas, quien sobrevivió a un accidente carretero que dejó dos migrantes muertos el miércoles pasado en Chiapas.

“A todos esos hermanos que se piensan regresar, yo digo que lo mejor que todos pueden hacer es sacar su visa aquí, hacer su trámite aquí y mejor quédense aquí, porque si pudimos en esos países latinoamericanos, como Chile, Perú y Ecuador, podemos aquí en México”, comentó. EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.