El vicepresidente del Parlasur, el uruguayo Daniel Caggiani. (Foto Archivo)
COMPARTE

El vicepresidente del Parlasur, el uruguayo Daniel Caggiani, subrayó hoy la importancia de no intervenir en la “situación interna” de Venezuela y destacó el rol mediador de Uruguay en la última cumbre del Mercosur, al negarse a suscribir una declaración condenatoria respecto al país caribeño.

“Los temas sobre Venezuela nos ocupan y nos preocupan, pero creo que no es bueno que el propio bloque se exprese sobre situaciones que se están viviendo a la interna” del país suramericano, “en términos de decisiones de Gobierno o decisiones de la oposición”, afirmó Caggiani en diálogo con la emisora local Radio Uruguay.

El también diputado del oficialista Frente Amplio reivindicó la postura adoptada por la Cancillería uruguaya en la cumbre celebrada el pasado viernes, donde el bloque llamó a que “cese la violencia” en el país caribeño, pero destacó que “ninguno de los países del Mercosur” quiere actuar como su “ángel castigador”.

Caggiani subrayó que si bien “hubo una importante apuesta de sectores políticos que integran los gobiernos del Mercosur de instalar” la crisis en Venezuela “como un tema de agenda” en el bloque, prevaleció la postura adoptada por Uruguay, “que hizo especial hincapié en el principio de no injerencia”.

En cuanto a las divergencias existentes entre los países socios, el representante expresó que algunos gobiernos manifestaron su “interés de cruzar un límite que Uruguay intenta no cruzar”, ya que “por un tema de soberanía, de principio de no injerencia, el Estado uruguayo tiene que ser muy garantista”.

El Mercosur debe “tender una mano para que exista un diálogo político, porque en Venezuela lo que hay es una confrontación política” que solamente “se va a solucionar si existe voluntad política de las partes”.

Caggiani consideró que ese enfrentamiento está protagonizado por “sectores que intentan cada vez confrontar con mayor beligerancia”, lo que “no le hace bien a la ciudadanía”, porque si bien “en los países democráticos existe la confrontación de ideas, también existen marcos de trabajo en conjunto”.

El representante del bloque enfatizó la necesidad de que “se reconozcan la oposición, el Gobierno y la Asamblea Nacional”, y se respeten “los derechos de cada uno” para así encontrar “un camino de entendimiento” entre las partes.

En tanto, el senador Jorge Larrañaga, del opositor Partido Nacional, criticó la postura adoptada por la Cancillería uruguaya, a la que consideró “una vergüenza, porque no condena la dictadura militar de Venezuela”, de acuerdo a lo recogido este fin de semana por el diario local La República.

El dirigente opositor cuestionó la declaración suscrita por los países del Mercosur porque es “pobre y expresa debilidad frente a un régimen dictatorial que es una vergüenza para la dignidad latinoamericana”.

“La venezolana es una dictadura con muertos, con atropello a los poderes del Estado, con presos políticos, con un loco al frente del Gobierno como es Nicolás Maduro”, expresó Larrañaga.

El senador uruguayo calificó a la situación venezolana como “lamentable”, y afirmó que “el pueblo está oprimido, cercenado en sus derechos, violentado en el derecho a la vida y a manifestarse”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.