Wisin y Yandel en el Poliedro de Caracas / Foto cortesía Twitter

Este sábado el Poliedro de Caracas albergó a miles de seguidores de los artistas de música urbana Wisin y Yandel, quienes por más de una hora y media ofrecieron un concierto al público venezolano como parte de su gira mundial “La última misión”.

Después de 11 años sin presentarse en el país, “El dúo de la historia” brindó un show explosivo donde interpretaron sus canciones más sonadas y expresaron palabras de agradecimiento a sus seguidores venezolanos.

A lo largo de más de 20 canciones los artistas estuvieron acompañados por un grupo de bailarines y visuales que completaron una función que cumplió con las expectativas de los que fueron a disfrutar del exitoso dúo de reggaetón.

Entre fuegos artificiales y manifestando que pronto esperan volver a Venezuela, los boricuas concluyeron su “última misión” en Venezuela con el tema “Algo me gusta de ti”.

Los teloneros del evento fueron Víctor & Gabo, Jambene, Mabel Yeah, Gustavo Elis, Sixto Rein y el Potro Álvarez. Este último fue abucheado por los asistentes al presentarse en la tarima.

Denuncias en las redes sociales

Pese a que los usuarios describieron el show de Wisin y Yandel en Venezuela como una “experiencia inolvidable” y que el dúo de reggaetón no defraudó por la gran escenografía, efectos especiales, pirotecnia y el excelente sonido, la mayoría de los internautas coinciden en que hubo una mala organización del evento.

Las denuncias en Twitter van desde que los conductores pasaron hasta dos horas en una cola de automóviles intentando acercarse al Poliedro de Caracas, que el estacionamiento no tenía las condiciones ofrecidas o que además cobraban 20$ para dejar estacionar.

“Saliendo del concierto de #wisinyyandel en el #Poliedro La organización y los animadores terribles, la matraca para estacionar en todo su apogeo, el sonido excelente, los más maltrados la zona Traki y no cumplieron con la prensa con lo que ofrecieron, pero hicimos lo que pudimos”, escribió la periodista Carolina Isava en Twitter.

También hubo quejas porque en la zona Jump, que costó 250$, las sillas no tenían suficiente espacio entre ellas, mientras que los que se encontraban en la zona Traki no tenían visión hacia la tarima.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.