Zinedine Zidane se mostró cauto en la previa y afirmó que sus dirigidos deben saltar al césped enfocados en ganar./Foto: AFP

Zinedine Zidane, técnico del Real Madrid, aseguró que su equipo no debe “especular” ni “pensar” en la ventaja obtenida en la ida de semifinales ante el Bayern Múnich (1-2) y la clave para acceder a la final de la Liga de Campeones dijo que “es pensar en ganar el partido”.

“La clave para nosotros es pensar en ganar el partido, nada más, entrar al campo a ganar. Es nuestro objetivo, ni especular, pensar, recular ni hacer cosas extrañas. Tenemos que salir a marcar rápidamente y lo vamos a intentar hacer”, dijo en la víspera.

“El Bayern no va a estar preocupado, va a venir hacer un gran partido, es un gran club y somos conscientes, por eso hay que estar preparados como nunca y hacer un gran partido. Si lo hacemos, podemos lograr grandes cosas, pero no tengo duda que ellos vienen sin complejos a jugar un gran partido”, añadió.

Sabiendo la capacidad que tiene el Bayern para ganar en cualquier estadio del mundo, el técnico madridista apuntó a “la concentración” y la “determinación” de sus jugadores en el objetivo a conseguir, como factor decisivo para llegar a la final. “No tenemos que cambiar muchas cosas. Sabemos que nos jugamos una final y que la ida fue muy buena pero en la vuelta hay que mostrar que queremos pasar”.

“Es algo increíble poder jugar una semifinal después de lo hecho estos años. La única cosa que tenemos en mente es dar el máximo para llegar a la final. Es lo que nos anima a todos, nos motiva. Si hacemos las cosas con mucha motivación tenemos muchas posibilidades de disputar otra final más”, opinó.

Jugar la vuelta en el Santiago Bernabéu es un factor a explotar para Zidane, que no piensa en la irregularidad que han tenido en la presente campaña jugando de local.

“Si me dejas elegir, siempre quiero jugar en el Bernabéu, de toda la vida. Mañana tenemos un partido de vuelta en casa, estamos muy orgullosos de jugarnos la semifinal delante de nuestra afición”.

Preguntado nuevamente por su futuro, lo desligó a lo que ocurra en Liga de Campeones y dijo que quiere “seguir en el club”, aunque en su cabeza solo está el duelo ante el Bayern. Una vez más defendió a Karim Benzema.

“Anímicamente está bien, metido, le gustaría marcar más pero es un jugador que entrena siempre fuerte, da todo en el campo y no tengo que tener una charla con él especial. Hablo con naturalidad de todas las cosas como muchas veces con los jugadores”, afirmó.

Terminó mostrando su habitual modestia cuando le preguntaron si ahora es mejor técnico que cuando llegó al Real Madrid. “No sé si se puedo decir que soy mejor o peor, lo que es seguro es que tengo más experiencia tras tantos partidos, pero hay muchos entrenadores mejores y más competentes que yo”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.