En esta foto de archivo tomada el 14 de enero de 2020, el presidente venezolano Nicolás Maduro (C) pronuncia un discurso en la Asamblea Constituyente en Caracas, junto a un retrato del difunto presidente venezolano Hugo Chávez y del Libertador Simón Bolívar, mientras que el Contralor General de Venezuela Elvis Amoroso (arriba) y el presidente de la Constituyente Diosdado Cabello miran. (AFP)

La chavista Asamblea Constituyente que rige en Venezuela funcionará hasta diciembre próximo, cuando será escogido un nuevo Parlamento en unas elecciones boicoteadas por la oposición y cuestionadas por Estados Unidos y la Unión Europea, anunció este lunes el presidente Nicolás Maduro.

“La Asamblea Nacional Constituyente va a funcionar hasta diciembre. Ya así lo ha decidido”, dijo Maduro en una videoconferencia del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

Electa el 30 de julio de 2017 entre masivas protestas que dejaron más de un centenar de muertos, la Constituyente ha tomado de facto las atribuciones del Parlamento, el único poder que controla la oposición en el país caribeño, promulgando decretos-ley de aplicación inmediata. Es considerada “ilegal” por los adversarios del mandatario.

Los miembros de ese órgano, todos chavistas, fueron electos en votaciones desconocidas por la oposición, Estados Unidos y varios gobiernos de América Latina. Legalmente su función es redactar una nueva Constitución, pero no ha habido noticias al respecto.

Los comicios para el unicameral Parlamento, convocados para el 6 de diciembre, serán boicoteados por el grueso de la oposición, que los denuncia como un fraude.

Estados Unidos ya dijo que los desconocerá y la Unión Europea pidió aplazarlos por considerar que no ofrecen condiciones para un proceso “transparente” y “justo”. El viernes pasado, una treintena de países pidieron en una declaración conjunta “un gobierno de transición” que lleve “a unas elecciones presidenciales libres y justas, lo más pronto posible”.

“Estamos enfrentando un boicot mundial contra las elecciones parlamentarias constitucionales de Venezuela y debemos enfrentarlo”, respondió este lunes Maduro.

Desde la jefatura del Parlamento, el dirigente opositor Juan Guaidó reclamó en enero de 2019 la presidencia encargada de Venezuela con reconocimiento de medio centenar de países, entre ellos Estados Unidos, después de que la mayoría opositora de la cámara declarara “usurpador” a Maduro acusándole de ser reelecto fraudulentamente en 2018.

La decisión de los principales partidos opositores de retirarse en bloque de las elecciones parlamentarias se produjo luego de que el oficialista Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) nombrara nuevas autoridades electorales, lo que correspondía al Legislativo.

El TSJ también designó como directivos de los tres principales partidos opuestos a Maduro, incluido el de Guaidó (Voluntad Popular), a rivales del líder opositor. AFP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.