Balbino Fuenmayor Caribes de Anzoátegui
Balbino Fuenmayor (der) mostró el poder con dos cuadrangulares/Foto: Photo Report
COMPARTE

Navegantes del Magallanes sigue de capa caída. La novena semana de acciones sigue con noticias malas para los valencianos que, comenzaron su periplo por la carretera con derrota ante Caribes de Anzoátegui con marcador de 3 carreras a 1 en choque celebrado en el “Chico Carrasquel” de Puerto La Cruz.

El elenco oriental se apoyó en gran labor de sus lanzadores y el poder de Balbino Fuenmayor para afianzarse en la mitad de la tabla de la liga con su triunfo 22 de la temporada, uno que tuvo doble satisfacción, pues se combinó con derrota de los Tigres en la misma jornada para quedar de manera solitaria en el quinto peldaño.

Magallanes por su parte no levanta cabeza y volvió a adolecer del batazo oportuno. Su tercer revés de forma corrida y el número 24 de la zafra los sigue hundiendo en el penúltimo lugar, ahora a 6.5 juegos de la punta.

La “Nave” fue el elenco que logró ponerse adelante en la apertura del cuarto episodio con sencillo productor de Humberto Arteaga, enviando a José Tábata hasta el plato.

Pero en situación de dos hombres en base a la altura de la parte baja de esa misma entrada, cuando Fuenmayor castigó al abridor Stolmy Pimentel con batazo de vuelta completa de tres carreras por el jardín izquierdo con dos a bordo. Fue el quinto bambinazo que conecta en la temporada el slugger de la “Tribu”.

Ese sería el único daño que permitió Pimentel, quien cargó con la derrota pese a solo ceder dos hits pero no contar con apoyo de sus maderos. Trabajó seis entradas completas cediendo tres rayitas con dos boletos y cuatro ponches.

Por su parte, Caribes contó con gran labor de sus lanzadores, en especial de su relevistas. El manager Omar López utilizó su bullpen de manera estratégica y éste le respondió a las mil maravillas, al punto de que tras la salida del abridor Donovan Hand, otros cinco lanzadores se combinaron para sacar los últimos 5.1 episodios con un solo hit permitido y total de siete abanicados. Tal fue el dominio que retiraron hasta 13 bateadores en fila.

Harold Guerrero (1-0) relevó a Hand y resultó el ganador en dos tercios de labor con poncho incluido, mientras que Pedro Rodríguez sacó el noveno también con un guillotinado para apuntarse su cuarto salvamento de la zafra.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.