alimentos
Transporte de Carga Pesada(Foto Archivo El Carabobeño)

El despacho de los alimentos y la materia prima que llega a los muelles Puerto Cabello, para ser procesados por la industria alimentaria venezolana, podría estar en riesgo ante la falta de gasolina y diésel que, nuevamente, afecta al sector de transporte de carga pesada en general, encargado de movilizar los insumos vía terrestre hacia diferentes estados del país.

El Frente de Trabajadores Graneleros Similares de Puerto Cabello (Fetragransipic) advirtió que la escasez de combustible “sin duda  alguna va a incidir directamente sobre la operación de traslado de los distintos rubros necesarios en el país”, a pesar de que esta es una de las actividades priorizadas por el Estado debido a la naturaleza de las cargas.

El 100% de los vehículos de carga pesada utiliza diésel, combustible escaso desde hace varias semanas en las estaciones de servicio ante los bajos niveles de producción del parque de refinación de Pdvsa. La asociación gremial denunció que para poder surtir una unidad, deben hacer colas de hasta 48 horas, sin la certeza de que van a poder equipar.

A las horas de retraso en los expendios de combustible, señaló la organización, se le suma el riesgo que representa el hecho de que el conductor de la unidad de carga tenga que pernoctar en las filas de vehículos durante tanto tiempo.

“También hay casos de estaciones de servicio donde se surte el combustible de manera racionada, creando así situaciones de vicios de corrupción, donde lamentablemente se termina incurriendo ante la necesidad de llenar el tanque de combustible”, denunció Fetragransipic mediante un comunicado.

Otro problema que afecta al sector granelero en Carabobo es la mala calidad del combustible que expenden las estaciones de Pdvsa. Según el documento emitido por el gremio, se han registrado casos en algunos establecimientos en los que les han vendido diésel mezclado con agua, causando daños en los motores de las unidades de los vehículos.

“Todo esto se traduce en que poco a poco el sector transporte se va a ir paralizando involuntariamente y esta paralización perjudicará de manera directa a la cadena de suministro, afectando también directamente al consumidor final, que es el pueblo”, expuso Fetragransipic.

Debido a la aguda falla en la suministro de combustible, los graneleros de Puerto Cabello instaron al gobierno de Nicolás Maduro a tomar las acciones necesarias para corregir el problema que no solo afecta a los transportistas, sino a toda la población.

Esta advertencia se suma a la realizada la semana pasada por la Cámara Regional de Carga. Según Jonathan Durvelle, vocero de la institución gremial, las estructuras de costos del sector, así como también el despacho de las mercancías, están siendo afectadas por la falta de combustible que obliga a los transportistas de carga pesada a pasar horas de espera para intentar surtir.

Previamente el presidente de Fedecámaras Carabobo, Jonatan Aldana, alertó sobre la misma situación: la distribución de mercancías podría verse interrumpida ante las fallas que se están presentando nuevamente en el despacho de gasoil. Al no contar con combustible, las unidades difícilmente podrán movilizar los rubros asignados, como los alimentos, ocasionando desabastecimiento.

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.