(Foto referencial El Pitazo)
COMPARTE

secues

 

El comerciante Oscar Humberto Rojas Palencia (30), quien tenía más de 20 días secuestrado, fue localizado muerto a principios de semana en un sector de El Limón, carretera vieja Caracas-La Guaira, tras haber sido torturado y ejecutado con un tiro en la nuca.

Rojas vivía en el barrio La Coromoto, de San Martín, era el tercero de cuatro hermanos y se dedicaba a la venta de perfumes y zapatos por instagram.

El domingo 19 de febrero fue secuestrado por varios hombres armados, a las puertas del Ymca de San Martín, donde Rojas Palencia jugaba básquet con unos amigos.

Varios hombres armados, en una acción tipo comando, lo obligaron a meterse a una camioneta negra y se lo llevaron.

Durante las negociaciones que sostuvieron con la familia, convinieron en el pago de una alta suma de dinero en dólares, que sería cancelada en dos partes, porque la familia necesitaba tiempo para vender algunas propiedades.

Vendieron unos carros, la madre vendió una casa, reunieron la primera parte y la entregaron.

Al parecer, hubo una interferencia entre negociadores y familiares, por lo que el dinero no llegó a manos de los que tenían en su poder al comerciante y lo mataron.

La nota que dejaron junto al cadáver iba dirigida a la mamá de Rojas Palencia, en la que este supuestamente le indicaba que perdió la vida por culpa de unos sujetos ligados a un grupo colectivo armado del 23 de Enero, quienes se infiltraron durante la negociación y cobraron el dinero. Al quedarse fuera de juego los secuestradores, mataron a la víctima. Uno de los responsables fingía ser amigo de Rojas Palencia, quien tenía una tienda en MetroMercado Capitolio.

Durante el cautiverio, Rojas Palencia bajó varios kilos. Dos hermanos (el mayor y el menor) del comerciante están fuera del país.

Las autoridades tratan de identificar a una mujer con quien Rojas Palencia conversó ese día, y le pidió que le enviara una fotografía para ver cómo andaba vestido. Al poco rato, lo secuestraron.

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.





Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.