Foto: @ATLUTD

a nueva edición del Partido de las Estrellas de la Liga Profesional de Fútbol de Estados Unidos (MLS) tendrá una vez más como grandes protagonistas a los jugadores latinoamericanos con una representación de 10 de los 26 que han sido seleccionados para enfrentarse mañana, miércoles, al Atlético de Madrid.

Además también estará el novato español, en centrocampista sevillano Alejandro Pozuelo, pero será su compatriota, el también mediocampista valenciano Carles Gil, el gran ausente, al ser el jugador más en forma y decisivo que hay actualmente en la MLS con su equipo del Revolution de Nueva Inglaterra, que lleva 11 partidos sin conocer la derrota.

Pero sin lugar a dudas la gran figura de los jugadores latinoamericanos seleccionados, que se reparten con cuatro argentinos, dos mexicanos, dos uruguayos, un venezolano y un colombiano, es el delantero Carlos Vela.

El internacional mexicano, líder indiscutible del LAFC y máximo goleador de las liga con 22 tantos en 21 partidos, ha surgido en con su mejor versión futbolística en su segunda temporada en la MLS.

Vela, que renunció a formar parte del nuevo proyecto de la selección de México que dirige el argentino Gerardo Martino, será de nuevo capitán del combinado estelar por segundo año consecutivo.

“Es un bonito reconocimiento de la gente”, manifestó tras el primer entrenamiento de los All-Star en las afueras de Orlando. “Agradezco a todos los que votaron por mí. Esperemos no defraudar, hacer un gran partido el miércoles y dar un poquito de buen fútbol”.

Vela disfruta de lo que hasta ahora está siendo una temporada espectacular en su segundo año en la MLS, pero reconoce que lo decisivo para todos está por llegar en la recta final de la liga, cuando hay que estar bien y demostrar todo lo bueno que se ha hecho.

Junto a Vela también estará su compatriota Jonathan dos Santos, rival con el Galaxy de Los Angeles, y que no tiene el mismo protagonismo de líder, que le corresponde al sueco Zlatan Ibrihamovic, pero que es decisivo en juego de equipo.

El fútbol argentino confirma con cuatro representantes, Pity Martínez, Ezequiel Barco y Leandro González, todos ellos del Atlanta United, el actual campeón de la MLS, además de Maxi Moralez, del New York City FC, que son el mayor exponente del fútbol latinoamericano que hay actualmente en la MLS.

Todos ellos admitieron que estar en el Partido de las Estrellas de la MLS y enfrentarse al Atlético de Madrid, era el mejor escenario para ser visto a través de todo el mundo, pero especialmente en Europa, donde algunos como Martínez tienen interés en llegar en algún momento de su carrera profesional.

Más directo fue Moralez cuando admitió que “la idea principal es terminar mi carrera en Argentina. Tengo 32 años y creo que poco a poco este momento se está acercando. Por ahora, estoy disfrutando de mi tiempo en la MLS y luego veremos qué sucede”.

Moralez tendrá la oportunidad de enfrentarse al equipo que dirige Diego Simeone, a quien en el 2005 tuvo de compañero y luego de entrenador con el Racing Club de Avellaneda.

Los uruguayos Nicolás Lodeiro, de los Sounders FC de Seattle, y Diego Rossi, de LAFC, también se muestran confiados que una buena labor en el Partido de las Estrellas les puede abrir la posibilidad de irse al fútbol europeo o regresar a sus equipos anteriores en Argentina y Uruguay, respectivamente.

“Me siento cómodo en la MLS, una liga que va a más, pero si se me presenta la oportunidad de regresar al Boca Juniors o al fútbol uruguayo la tomaré”, comentó Lodeiro, de 30 años, jugador clave dentro de los Sounders FC.

Mientras que el venezolano Josef Martínez, líder goleador del Atlanta United, esta temporada con 17 tantos, después que la pasada batió la marca de todos los tiempos con 31, la que espera superar Vela (22), también considera que volver al Partido de las Estrellas le ayuda a incrementar su proyección internacional.

El centrocampista colombiano Diego Chara, de los Timbers de Portland, a sus 33 años, ha encontrado el mejor nivel de juego y esta vez debuta con el Equipo de las Estrellas al ocupar el puesto de su compañero, el veterano Diego Valeri, que se quedó fuera por primera vez desde que llegó a la MLS.

Mientras que el español Pozuelo, que llegó este año a la MLS como Jugador Designado con el Toronto FC para ocupar el puesto del italiano Sebastián Giovinco, ha brillado de manera especial en el juego individual al conseguir nueve goles y nueve asistencias, aunque el equipo, con 32 puntos, ocupa el octavo lugar de la Conferencia Este y está fuera de los playoffs.

Su compatriota, Gil, de 26 años, que ha surgido como el nuevo líder indiscutible del Revolution, al que ha ayudado a mantenerse invicto en los últimos 11 partidos disputados y pasar del último lugar de la Conferencia Este al séptimo puesto con derecho a jugar los playoffs, será el gran ausente entre las Estrellas de la MLS.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.