Foto: Armando Díaz.

Un presunto robo es el móvil que se maneja en el caso del hombre que apareció amarrado a una silla con cinta plástica y en avanzado estado de descomposición, en un edificio de la Avenida Bolívar.

El edificio se llama Mozinca y se encuentra diagonal de la tienda por departamento, Tijerazo. Es una edificación de baldosas azules que está frente a los trabajos del Metro de Valencia. Los vecinos llamaron a la policía porque ya no aguantaban el mal olor que se sentía hasta en la planta baja.

Según fuentes del Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas, quienes acudieron el domingo en la noche a la propiedad, posiblemente Ronny Colmenares se resistió al robo y acabó muerto y atado a una silla, en la que permaneció cerca de cuatro días. Los familiares se percataron de que algo raro ocurría con el hombre, quien no respondía al teléfono.

Los vecinos no supieron detallar en que piso y apartamento vivían. “Aquí cada quien vive en su mundo y muy poco hablamos con los vecinos”. comentó una mujer que vive en el edificio.

El Cicpc aún no determina la causa de muerte.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.