Emirlendris Benitéz. (Foto Cortesía)

La primera vez que el hijo de 8 años de edad de Emirlendris Benitéz fue a visitarla en el Instituto Nacional de Orientación Femenina (Inof) le decía a las funcionarias que custodiaban el lugar “señora suelte a mi mamá porque me hace mucha falta”.

El calvario de Emirlendris comenzó el 5 de agosto de 2018. Ella, de 41 años de edad y de profesión comerciante, fue detenida y culpada de ser participe en el intento de magnicidio contra Nicolás Maduro, el 4 de agosto de 2018, reseña Efecto Cocuyo.

Su vida cambió completamente cuando se dirigía a hacer un traslado en el taxi que manejaba con su esposo. Al llegar a la vía del estado Portuguesa, una alcabala policial los detuvo y sin muchos detalles los apresaron y trasladaron a Caracas.

Emirlendris tiene tres años y 10 meses detenida y durante ese tiempo ha sido víctima de las más salvajes torturas, tratos crueles, inhumanos y degradantes y tuvo un aborto.

La comerciante y sus familiares han reiterado que no tienen nada que ver con lo ese caso y que es inocente de lo que se acusa. Sostienen que tampoco hay pruebas para demostrarlo.

La madre de dos hijos, uno de ocho y otra de 22 años, estuvo detenida por un año en la sede de la Dirección de Contrainteligencia Militar (Dgcim) de Boleíta en el estado Miranda, hasta que, posteriormente, fue trasladada a la cárcel de mujeres.

Melania Leal, hermana de la víctima afirma que en la sede del organismo militar fue donde funcionarios la golpeaban, la sometían a torturas e hicieron que tuvieran un aborto. Cuando fue detenida Emirlendris tenía cuatro meses de embarazo, «y a pesar de que lo advirtió sus verdugos lo ignoraron».

A causa de las constantes torturas y una infiltración de biopolímeros en sus glúteos, Benítez se encuentra en silla de ruedas. No puede estar mucho tiempo de pie porque le genera un intenso dolor en la columna.

“Cuando tiene mucho tiempo parada se le desmaya la pierna porque no tiene mucha fuerza. Tiene un bioma en un ovario y, también, una hernia en la columna”, contó su hermana Melania Leal a Efecto Cocuyo.

Leer nota completa en Efecto Cocuyo




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.