El peso pesado estadounidense Eric Molina ha sido condenado a dos años de suspensión por un control positivo tras el combate perdido contra el británico Anthony Joshua en el mes de diciembre del 2016, anunció este martes la Agencia británica antidopaje (Ukad).

“Todos los atletas, de todos los niveles, deben hacer el esfuerzo de conocer la lista de prohibiciones de la AMA y asegurarse de que no se ponen en una situación de posible infracción de los reglamentos antidopaje”, justificó la directora de la UKAD, Nicole Sapstead, en un comunicado.

El boxeador de 36 años fue suspendido provisionalmente el 28 de octubre del 2017 por un control positivo de dexametasona (glucocorticoide sintético), un producto únicamente autorizado fuera de competición. La suspensión se mantendrá hasta el 27 de octubre del 2019.

El estadounidense no negó el consumo de este producto pero recurrió contra la duración de la suspensión, argumentando que él no había infringido voluntariamente los reglamentos antidopaje.

La sustancia prohibida estaba contenida en un complemento alimentario de vitamina B12 inyectable llamada Tribedoce X. Molina reconoció que no había verificado la lista de ingredientes ni solicitado el punto de vista de un experto antes de su consumo.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.