Álex Saab
El comerciante colombo- venezolano se declara inocente. Foto: The Associated Press, AP

El empresario neogranadino Álex Saab, quien se encuentra preso en EE.UU. tras ser extraditado desde Cabo Verde, sí se habría reunido en secreto con funcionarios de seguridad estadounidenses para proporcionar información en contra de la administración de Nicolás Maduro antes de que se le acusara en 2019 por presunto lavado de dinero.

La información provino de una documentación relacionada con el otrora experto en crimen organizado en América Latina, Bruce Bagley, quien en marzo de 2020 se declaró culpable de ocultar unas ganancias de tres millones de dólares producto de un esquema de corrupción de la administración de Maduro, a través de Saab.

De acuerdo con la agencia Associated Press, el abogado de Bagley –buscando la indulgencia de la corte en favor de su cliente, quien recibirá una sentencia en los próximos días por este caso- argumentó que al experto se le dijo que los emolumentos pretendían ocultar pagos a los abogados en EE.UU. que acompañaban a Álex Saab a las reuniones con los funcionarios estadounidenses.

Tres testigos

Al parecer, estas declaraciones coinciden con la de tres personas vinculadas a la investigación de Saab, quienes aseguraron que se reunió con la policía federal de EE.UU., incluidos agentes de la DEA, en múltiples ocasiones en Colombia y Europa antes de ser acusado en 2019.

La función de Bruce Bagley en la red de Saab habría sido minúsculo, ya que se le contrató inicialmente para que el hijo del empresario colombiano pudiera obtener una visa de estudiante y luego buscó su consejo para hacer inversiones en Guatemala.

Luego, a partir de noviembre de 2017, Bagley comenzó a recibir depósitos mensuales de aproximadamente 200 mil dólares de una supuesta compañía de alimentos con sede en los Emiratos Árabes Unidos. Se transfirieron fondos adicionales desde una cuenta en Suiza.

Del total del dinero que debía transferir, el estadounidense se quedó con 10% como comisión y siguió aceptando recursos a pesar de que una de sus cuentas quedara cerrada por actividad sospechosa.

Recientemente, la Fiscalía de EE.UU. afirmó que el caso de Álex Saab es de «interés público» y por lo tanto no debe cerrarse el acceso ni a la prensa ni al público. Se tiene previsto que el lunes 15 de noviembre se lleve a cabo la segunda sesión de la audiencia en la que también se estima que haya una solicitud formal de libertad bajo fianza, a la que se ha opuesto uno de los fiscales por sospechar de “peligro de fuga”.

Bagley pide una “sentencia leve”

Por su parte, la defensa de Bruce Bagley solicitó una sentencia indulgente debido a su mala salud y edad avanzada, según muestran los registros judiciales. “Es totalmente razonable predecir que nunca será un reincidente”, escribieron sus abogados.

Los fiscales dijeron que Bagley debería ser encarcelado, argumentando que no ha mostrado “remordimientos serios”, pero sin embargo recomendaron una sentencia por debajo de la guía de 46 a 57 meses. La audiencia de sentencia está programada para el 16 de noviembre.

Con información de AP.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.