El gigante petrolero estadounidense Chevron mantiene sus operaciones en Venezuela pese a la detención de dos de sus empleados el pasado 16 de abril, informó la compañía este miércoles.

“Chevron tiene un equipo ejecutivo en Venezuela. Nuestras operaciones continúan”, dijo a la AFP una fuente de la empresa consultada sobre la posibilidad de que su personal abandone el país a raíz de las capturas.

Aunque aseguró no conocer el caso en detalle, el canciller venezolano, Jorge Arreaza, defendió las actuaciones de la Fiscalía para combatir la corrupción en la industria petrolera y garantizó el respeto al debido proceso.

“Si hay que demostrar inocencia, hay que hacerlo ante las autoridades correspondientes y no huir”, afirmó el canciller en Nueva York.

La Fiscalía no respondió a consultas realizadas por AFP tras el arresto de los empleados, Carlos Algarra y René Vásquez -ambos de nacionalidad venezolana- en la ciudad costera de Puerto la Cruz (estado Anzoátegui, este).

Los dos trabajadores de Petropiar -una empresa mixta de Chevron y la estatal venezolana PDVSA- permanecen en un centro de detención de Puerto La Cruz.

Según versiones de prensa, el arresto habría sido por su negativa a firmar un contrato para la compra de suministros con presuntos sobrecostos. Chevron es propietaria del 30% de las acciones de Petropiar.

En un comunicado, Chevron dijo la semana pasada regirse “por un código de ética empresarial”, conforme al cual cumple “con todas las leyes venezolanas y estadounidenses vigentes”.

“La compañía está en contacto con las autoridades venezolanas. Nuestra prioridad es la seguridad de los empleados y su pronta liberación”, comentó la fuente.

“Estamos colaborando con las autoridades venezolanas para entender el proceso. No conocemos las bases de la acusación”, añadió.

Las autoridades venezolanas emprendieron en agosto pasado una purga contra la corrupción en PDVSA, y han sido detenidos unos 80 funcionarios, entre ellos 22 gerentes y dos expresidentes.

El gobierno socialista de Nicolás Maduro admite que la corrupción, malos manejos administrativos y el desplome de precios del crudo llevaron a que la producción petrolera cayera a sus niveles más bajos en las tres últimas décadas, agravando los problemas de liquidez del país.

“Lamentablemente en nuestra industria petrolera, y en consecuencia en nuestra relación con otras empresas, se generaron casos de corrupción”, dijo el canciller este miércoles.

Según la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), la producción retrocedió en marzo pasado a 1,5 millones de barriles diarios (mbd), frente a 2,23 mbd de igual mes de 2017.

Venezuela, con las mayores reservas de crudo del mundo y en recesión desde 2014, obtiene 96% de sus ingresos del oro negro, por lo que la caída de la renta petrolera ha agravado todos los males que acumula su economía.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.