(Foto Referencial)

Asediada por las sanciones y arruinada por la mala administración, Pdvsa recurrió a un catálogo de prácticas ilegales, según las normativas navieras internacionales, en alta mar para poder vender petróleo.

De esa manera, ha podido mantener su comercio principalmente con China y otros países de Asia, reseña 1er Informe.

Por esta razón, la industria naviera internacional está reaccionando para presionar a armadores y arrendadores de barcos, para que no participen en la ilegalidad de la petrolera estatal venezolana.

El Consejo Marítimo Internacional y del Báltico (Bimco), la mayor de las asociaciones navieras internacionales del mundo,  prepara una cláusula para operaciones de flete que dará por terminado el contrato si un buque apaga su Sistema Automático de Identificación (AIS).

El AIS transmite información sobre un barco, incluida su identidad y posición. “No debe apagarse ni desactivarse en ningún momento que no sea por razones de seguridad y protección muy específicas”, dice un comunicado de Bimco.

Una de las excepciones es evitar ser detectado por piratas en zonas de alto riesgo.

Leer la nota completa: 1er Informe.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.