COMPARTE

EFE

El papa Francisco pidió este viernes perdón en nombre de todos los católicos que miran hacia otro lado cuando ven pobres o situaciones de pobreza, al dirigirse a miles de personas sin hogar o en situaciones de precariedad que han llegado a Roma en uno de los actos finales del Jubileo de la Misericordia.

Francisco, que instituyó un Año Santo para que los católicos se dedicasen y reflexionasen sobre las obras de caridad, no podía más que concluir este Jubileo, que se clausurará oficialmente el 20 de noviembre, con un acto dedicado a los marginados y excluidos.

Y el acto de hoy, el Jubileo de las personas en situación de precariedad, sirvió al papa para pedir perdón en su nombre y en el de todos los católicos que no han sabido abrir sus corazones.

Les pido perdón si he dicho cosas que les han ofendido o si no he dicho cosas que tendría que haber dicho, afirmó al papa Francisco en su discurso improvisado y en español ante las miles de personas necesitadas que se congregaron en el Aula Pablo VI del Vaticano.

Estas personas, la mayoría italianas, pero también procedentes de varios rincones del mundo, como España, y que son acogidas o ayudadas por centros de Caritas y de otras asociaciones humanitarias, acudieron a Roma para participar en estos actos.

Les pido perdón en nombre de los cristianos que no leen los evangelios y encuentran la pobreza en el centro de ellos. Les pido perdón en nombre de los cristianos que ante un pobre o una situación de pobreza, miran hacia otro lado, les dijo.

Y explicó que el perdón de estas personas “será para los hombres de Iglesia y para los hombres en general como agua bendita y que nos limpiará para ayudarnos a volver a creer que en el corazón del evangelio está la pobreza”.

Tras escuchar algunos testimonios de estas personas, Francisco pronunció un discurso breve y sencillo y prefirió dedicar más de una hora a saludar a las personas que asistieron a esta ceremonia.

Y rodeado de un grupo de ellos, procedentes de varios países, el papa rezó un Padre Nuestro al final de la audiencia.

En su alocución, Francisco reiteró así el llamamiento que realizó al inicio de su pontificado para que los católicos formen una Iglesia pobre y para los pobres y agregó que todas la religiones tienen que colocar a los pobres en el mensaje de Dios.

A estas personas que atraviesan miles de dificultades, Francisco les pidió que no dejen de soñar.

Una mujer y un hombre pobre, con una pobreza distinta, es el que pierde la capacidad de soñar, de continuar con su pasión. Sueñen con que el mundo puede cambiar y esto puede nacer del corazón de todos ustedes”, añadió.

También destacó la dignidad de estas personas que saben encontrar belleza en las cosas más tristes y más sufridas, pero les recordó que se puede ser pobre, pero no dominado o explotado.

Y agregó: Yo sé que muchas veces habrán encontrado quienes han querido explotar su pobreza, pero este sentimiento que prueban de que la vida es bella, esta dignidad, les ha salvado de ser esclavos.

Subrayó que la solidaridad es uno de los frutos que nos da la pobreza pues la pobreza te hace sentirte solidario y te hace extender la mano a quien está peor.

Enseñen solidaridad al mundo, les exhortó.

Francisco también les invitó a trabajar por la paz porque las personas en su situación pueden ser artesanos de paz, pues las guerras se hacen entre ricos, para tener más, territorio, poder y dinero.

Hagan paz, sean ejemplos de paz. Necesitamos paz en el mundo, necesitamos paz en la Iglesia. Todas las iglesias necesitan paz y todas las religiones necesitan paz y tienen que ser mensajeras de paz, les instó.

El papa celebrará el domingo una misa en la basílica de San Pedro dedicada al Jubileo de las personas en situación de precariedad.

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.