Antonio Banderas llegó este fin de semana a la ciudad condal (Barcelona) para convertirla en Broadway con el estreno de A chorus line, el musical del que es productor, codirector y protagonista.

En la alfombra roja instalada el teatro Tívoli para la primera función de este espectáculo, el protagonista de Dolor y gloria habló de su faceta como empresario e insinuó la apertura de su propio teatro en Málaga.

“En Málaga encontré la forma más perfecta y romántica de arruinarme”, aseguró. Palabras que generaron enorme revuelo en el público y que él intentó disimular.

Seguidamente, Banderas matizó las declaraciones y explicó que cuando hablaba de ruina no era literal, sino en sentido figurado. Tan solo una manera de explicar que el Teatro del Soho CaixaBank, requiere una importante inversión y conlleva unos gastos elevados.

“Cuando he dicho que adquirir un teatro ha sido una forma romántica de arruinarme, estaba expresando con humor los esfuerzos que he llevado a cabo para levantar el proyecto del teatro en Málaga, pero afortunadamente no se ajusta a mi realidad financiera”, comentó.

Para el intérprete, impulsar de esta manera la cultura en su ciudad natal es un sueño cumplido que trabajó durante casi una década.

Sobre su salud

Por otro lado, respecto a su salud dijo: “No sé cómo se me ve por fuera, he de decir que tampoco me desvela este asunto, pero por dentro me encuentro como un toro, más fuerte que nunca y con muchísimas ganas de hacer cosas”.

Hace solo unas semanas se cumplieron tres años del ataque al corazón que sufrió el artista; momento que recordó en el escenario del Palacio de los Deportes Martín Carpena, al que se subió para recoger el Goya al mejor actor por Dolor y gloria.

“Si mi cardiólogo está viendo esto ahora mismo debe estar flipando porque tengo el corazón en la boca ahora mismo. Estoy muy contento, soy muy feliz, especialmente hoy porque se cumplen tres años exactamente desde que sufrí un ataque al corazón. Me habéis dado este regalo para celebrar este nuevo cumpleaños”, agradeció. EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.