Imagen de la Virgen de la Candelaria. (Cortesía)

Aunque con algunas limitaciones por efectos de la pandemia por la COVID-19, la comunidad candelareña celebrará este martes 2 de febrero el día de su patrona, la virgen de la Candelaria.

El párroco Antonio Arocha informó que la eucaristía será presidida por el arzobispo de Valencia, monseñor Reinaldo Del Prette, y se celebrará a las 11 am.

La misa comenzará como todos los años, con la bendición de las velas, pero para cumplir con los protocoles de bioseguridad, solo se dejará entrar a la iglesia un grupo de personas.

El sacerdote explicó que la liturgia de la misa, corresponde a la presentación del Niño Jesús en el templo. Esta se refiere al hecho de que unos días después del nacimiento de Jesús, sus padres quisieron cumplir con una de las normas judías, que era como una manera de consagrarlo a Dios.

También tiene el significado de las palabras que pronuncia Simeón, sacerdote que dirige la presentación, al momento de la consagración, que dice “Ahora señor según tu promesa, puedes dejar a ir a tu siervo en paz porque mis ojos han visto a tu Salvador”.

Al final del himno de Simeón, también dice que será presentado ante todos los pueblos como la luz que alumbra. De esta manera se relaciona con las velas de la Candelaria.

El padre Antonio Arocha sostuvo que en estos momentos oscuros que vive el país, es hora de prenderle un vela a la virgen de la Candelaria para pedirle a Dios que nos dé luz.

Citó que estamos en el peor momento de la crisis, tal como lo han asegurado los obispos en sus últimos documentos que han emitido, lo cual se puede evidenciar con los precios de los alimentos y la carencia de los servicios públicos.

Por otra parte, el sacerdote hizo un llamado a las autoridades para que ayuden a rescatar la iglesia de La Candelaria, al igual que la plaza, pues la falta de mantenimiento la está llevando al deterioro progresivo.

Dijo que en varias oportunidades ha hecho este tipo de llamado, pero no ha sido escuchado. Afortunadamente este lunes, en vísperas de la celebración de la misa, se presentaron unas cuadrillas que limpiaron la plaza.

JORNADA DE ORACIÓN

De acuerdo a lo dispuesto por la Conferencia Episcopal de Venezolana, este dos de febrero se celebrará en todo el país una jornada de oración.

De acuerdo a lo explicado por el padre Arocha, la actividad consistirá en que cada quien desde su casa, destinará el tiempo que considere prudencial para orar. La idea es pedirle a Dios para que ayude a Venezuela a salir de la crisis.

VASALLOS CANDELAREÑOS

Igualmente informó que este martes será la presentación inaugural de la agrupación “Los Vasallos Candelareños”, que  representan la unión de la cultura con la fe.

La agrupación está conformada por niños y adultos, que luciendo un traje característico de colores, hacen un baile dedicado a la virgen, bajo la coordinación del cuenta cuentos “Pío Lara”.

La agrupación hará su presentación durante y después de la misa, cumpliendo con las medidas de bioseguridad para evitar contagios con la COVID-19.

LA HISTORIA

La Virgen de la Candelaria toma su nombre de la fiesta de la Candelaria o de la Luz, que tuvo su origen en el oriente con el nombre del “Encuentro”, y después se extendió al occidente en el siglo VI.

Tal como lo reseña Wikipedia, llegó a celebrarse en Roma con un carácter penitencial.  En Jerusalén se celebraba con una procesión con velas encendidas hasta la Basílica de la Resurrección (Santo Sepulcro), la cual había sido mandada construir por órdenes del emperador Constantino.

Su fiesta se celebra, según el calendario o santoral católico, el 2 de febrero, después de que el papa Gelasio I prohibió y condenó, en el año 494, las fiestas lupercales, considerada una celebración pagana, y la sustituyó por la fiesta de la presentación, en recuerdo del pasaje bíblico de la Presentación del Niño Jesús en el Templo de Jerusalén y la purificación de la Virgen María después del parto, para cumplir la prescripción de la Ley del Antiguo Testamento.

La Fiesta de la Candelaria se conoce y se celebra con diversos nombres: la Presentación del Señor, la Purificación de María, la fiesta de la Luz y la fiesta de las Candelas; todos estos nombres expresan el significado de la fiesta.

Cristo la Luz del mundo presentada por su Madre en el Templo viene a iluminar a todos como la vela o las candelas, de donde se deriva la advocación de la Virgen de la “Candelaria”.

Siglos después, en torno al año 1392 o 1400, una imagen de la Virgen María que representaba esta advocación, fue encontrada a la orilla del mar por dos pastores guanches de la isla canaria de Tenerife (actualmente España). ​ Desarrollándose el primer culto a la Candelaria como advocación.

Desde las Islas Canarias el culto a la Virgen de la Candelaria se ha extendido a través de los siglos por diferentes ciudades y países sobre todo en Latinoamérica, donde ha adoptado rasgos de las diferentes naciones donde se encuentra un templo suyo.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.