(Cortesía)

Las graves fallas en el servicio eléctrico registradas desde el pasado 7 de marzo han tenido un efecto devastador en el suministro del agua en Venezuela. Y, según los expertos, también podrían generar una “catástrofe sanitaria”.

González (quien pidió no ser citada por su nombre real para evitar represalias) reside en una zona de clase media de la segunda urbe más importante Venezuela, que también es la más golpeada por esta crisis.

“La ciudad venezolana con problemas más graves es Maracaibo”, en el estado Zulia, aseguró a BBC Mundo, José María de Viana, un ingeniero civil que entre 1992 y 1999 quien fue presidente de Hidrocapital, la empresa hidrológica de Caracas.

De Viana indica que el suministro de agua a las grandes urbes venezolanas depende en estos momentos de sistemas de bombeo que requieren de mucha electricidad.

Y Maracaibo, al estar tan lejos de su fuente de energía en el sudeste del país, ha tenido más dificultades para restablecer el servicio.

“El venezolano sigue siendo muy solidario y creemos que las cosas van a cambiar”, dice Claudia González. (Cortesía)

El tesoro del agua

La ciudad también es la capital de Zulia, un estado productor del petróleo que durante un siglo ha sido un puntal fundamental para la economía de Venezuela.

Pero ahora, en medio de esta grave crisis, algunos de sus habitantes están encontrando en su subsuelo un recurso aún más codiciado: agua.

De Viana advierte que hay personas que están recogiendo agua de algunos manantiales de los cerros de la capital venezolana que parecen ser limpios pero que, en realidad, son el retorno de aguas servidas de la ciudad.

Estas fallas también afectan a los centros de atención sanitaria del país.

“Tenemos dificultades con el suministro de agua en algunos de losestablecimientos de salud“, admitió el domingo pasado el ministro de Salud, Carlos Alvarado, quien aseguró que el gobierno hace un seguimiento constante a esta situación.

Y aunque BBC Mundo intentó contactar infructuosamente a la ministra de Atención a las Aguas, Evelyn Vásquez, y a la empresa hidrológica que atiende Caracas, Hidrocapital, los medios locales venezolanos han informado sobre estos problemas de agua en los centros de salud.

“Tenemos reportes de hospitales y unidades pediátricas donde están cerrados los baños, médicos que no pueden lavarse las manos para hacer los procedimientos, no hay agua en las cocinas para hacer los alimentos de los pacientes”, dijo el lunes pasado Susana Raffalli, nutricionista y consultora de la Fundación Cáritas, en una entrevista con la emisora Éxitos FM.

Dondequiera que encuentren una fuente de agua, los venezolanos hacen largas colas para abastecerse.Derechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
Dondequiera que encuentren una fuente de agua, los venezolanos hacen largas colas para abastecerse.

Raffalli destacó el riesgo que entraña el consumo de agua contaminada, ya que los niños pueden morir con más rapidez por causa de una diarrea que por falta de alimentos.

“Más que la falta de electricidad, la limitación al acceso del agua es lo que puede convertir esto en una catástrofe sanitaria en breve”, advirtió la especialista.

De Viana, por su parte, alerta de otros peligros derivados de esta situación.

“La carencia de agua es mucho más grave que la falta de electricidad. Cuando usted tiene varios días sin agua empieza a tener problemas sanitarios en su casa”, destaca.

“Hay unos volúmenes indispensables para que el sistema sanitario esté limpio. Si usted no tiene cómo proceder a la higiene habitual y vive en un clima tropical, entonces, esa es una fuente de generación de enfermedades y eventuales contagios”, explica.

Y a eso se suma el riesgo añadido de permitir que las cloacas de las ciudades permanezcan secas durante mucho tiempo porque existe el peligro de los animales e insectos que viven allí salgan a la superficie a buscar alimento.

Leer más: https://www.bbc.com




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.