COMPARTE

Seis jóvenes y una mujer de 49 años fueron enviados al centro penitenciario El Dorado en Tumeremo, estado Bolívar y al centro penitenciario femenino de Agua Salada, tras ser detenidos por la Policía del estado Bolívar el pasado 14 de junio, durante protestas en Ciudad Bolívar.

“Mi hijo es un buen muchacho, él no está involucrado en nada malo”, dijo César Pérez, padre de uno de los siete detenidos identificado como César Augusto Pérez (25), quien es estudiante de la Universidad Experimental de Guayana (UNEG).

El miércoles 14, César Augusto Pérez salió a la Iglesia La Milagrosa para conversar con el padre Ricardo sobre la primera comunión de su hermana. Al salir fue hasta la casa de un amigo y justo por la urbanización Vista Hermosa pasaba la marcha. Allí lo detuvieron y lo llevaron al Centro de Coordinación Policial Guaiparo en Puerto Ordaz, junto a los demás.

Una mujer de nombre Zuly Fuentes supuestamente intentó ayudar a los muchachos, pero también fue detenida. Es activista de Vente Venezuela.

El padre del joven comentó que desde el día de la detención no ha logrado ver a su hijo con mucho detalle, pues está prohibido el acceso. Pero denunció que César Augusto fue golpeado y presenta una sutura mal realizada de 12 puntos en el cráneo y una herida en la nariz.

“Mi hijo fue golpeado inhumanamente por 40 funcionarios, le dieron patadas y golpes con los cascos”, aseguró. Además de César Augusto, otros jóvenes presentan heridas en el cráneo de 6 y 8 puntos, y otro chico tiene herida de perdigón en un omóplato.

El señor Pérez indicó que estuvo muy atento tras la detención de su hijo y así pudo observar “un movimiento raro”, cuando policías ingresaron cajas de los CLAP al Centro de Coordinación Policial.

Para sorpresa de él, al día siguiente en el diario El Progreso salió publicado que los detenidos habían violentado la sede la policía para robar las cajas de alimentos. “Fueron sembrados y golpeados”, dijo enfáticamente.

Daniel Headly Granadillo (22)

La madre de Daniel Headly Granadillo de 22 años, informó que el joven fue brutalmente golpeado. Esto le provocó hematomas en los brazos, espalda y hombros. “No le pegaron más porque se dieron cuenta que no estaba en las manifestaciones, sino que venía saliendo de una práctica de fútbol de la UNEG”, dijo al referirse a un campeonato universitario. Su hijo vestía con uniforme de fútbol.

Quisieron sembrarles armamentos, pero el joven no lo permitió, aseguró la mujer. En una mesa donde supuestamente estaba lo incautado a los jóvenes, de acuerdo a las declaraciones de la dama, contenía armas de fuego, granadas y pasamontañas.

Sin avisar, a las 4:00 a.m del sábado los trasladaron a la cárcel de El Dorado. “Supe que mi hijo estaba allá porque como pudieron se comunicaron y nos avisó ‘mamá estamos en El Dorado, estamos bien”, dijo.

LEA TAMBIÉN: Tribunal militar envió a Ramo Verde a los cinco jóvenes detenidos en El Tulipán

 EN DUDA

Algunos familiares, sin embargo, dudan que estén en El Dorado, porque de acuerdo al abogado Antonio Aguado los detenidos no fueron ingresados al centro penitenciario.

Aguado aseguró que están en el Fuerte de Tarabay o en el Comando de la Guardia Nacional Bolivariana que esta justo al frente de la cárcel ubicada en Tumeremo.

CONCENTRACIÓN

Para el día lunes los familiares y amigos de los detenidos se concentrarán en los tribunales como manera de rechazo, por la decisión del juez Homero Cruz Lugo que ordenó recluir a los jóvenes en El Dorado, y a Zuly Fuentes de 47 años en el centro penitenciario femenino de Agua Salada.

A los siete muchachos les precalificaron los delitos de instigación pública, daños violentos y agavillamiento, que tienen penas menores a 10 años, por lo que les correspondía según la Ley, medidas de presentación en tribunales que solicitaron dos fiscalías, pero Cruz Lugo ignoró las dos solicitudes.

LISTA DE LOS DETENIDOS




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.