Familiares de opositores detenidos acusan a Ortega de criminal y de irrespetar DD.HH.
Cristina Tinoco (der.) y su madre Deyanira Párrales (i) hablan durante una rueda de prensa, después de haber entregado agua y medicina a su padre que fue detenido el pasado 14 de junio acusado de "incitar a la injerencia extranjera en los asuntos internos" y "pedir intervenciones militares" contra el Gobierno del sandinista Daniel Ortega, hoy a las afueras del complejo policial Evaristo Vásquez El Chipote, en Managua (Nicaragua) / Foto: EFE

Los familiares de 15 líderes opositores que se encuentran detenidos en Nicaragua a menos de cinco meses de las elecciones denunciaron este jueves ser víctimas de acciones contra los derechos humanos y señalaron al presidente Daniel Ortega como “el único criminal” del país, en respuesta a la forma en que el mandatario tildó a los suyos.

“El único criminal aquí en Nicaragua es Daniel Ortega. Nuestros presos políticos son inocentes. Se les está juzgando por leyes ilegítimas”, dijo a periodistas Cristina Tinoco, hija del exguerrillero sandinista y exvicecanciller de Nicaragua Víctor Hugo Tinoco, uno de los encarcelados.

Al menos 19 personas han quedado encarceladas en Nicaragua en los últimos 22 días, como parte de una ola de arrestos en la que han terminado detenidos cinco aspirantes a la Presidencia, dos exvicecancilleres, dos históricos exguerrilleros sandinistas disidentes, un exdirigente empresarial, un banquero, cuatro dirigentes opositoras, una ex primera dama, un cronista deportivo y dos extrabajadores de una ONG.

“Desaparecidos y secuestrados”

En la víspera, Ortega, que está en el poder desde 2007 y busca una nueva reelección en las elecciones del 7 de noviembre, acusó a los opositores de intentar derrocarlo con el apoyo de los Estados Unidos y los tildó de “criminales”, y que se les está juzgando no por políticos ni candidatos, sino por supuestamente cometer delitos que constituyen traición a la patria o lavado de dinero.

Los familiares, sin embargo, no consideran a los líderes opositores como reos, sino como rehenes “desaparecidos” con fines electorales.

Según la esposa del aspirante a la Presidencia Félix Maradiaga, Berta Valle, “no hay voluntad del régimen (para liberarlos), y por eso los tiene secuestrados, porque sabe que en un proceso electoral no tiene ninguna oportunidad de ganar, porque la mayoría de los nicaragüenses lo rechazan”.

“Se encuentran desaparecidos y secuestrados”, dijo la esposa del precandidato presidencial Juan Sebastián Chamorro, Victoria Cárdenas.

Apoyo internacional

Las mujeres insistieron en solicitar apoyo a la comunidad internacional para que convenzan a Ortega, no solamente de liberar a más de 143 “presos políticos”, incluyendo los líderes, sino de que acepte elecciones “libres, justas, transparentes y observadas”.

El mandatario calificó de “absurdo” esa petición y la misma fue ratificada este jueves por su esposa y vicepresidenta, Rosario Murillo, quien remarcó que “no somos colonia de nadie”.

Por otro lado, los familiares denunciaron las violaciones a los derechos humanos de los hijos de los encarcelados.

“Hay madres en la cárcel que tienen hijos (pequeños), es una violación completa a los derechos de la niñez; y el Estado, en vez de ser el principal garante, es el principal volador de los derechos de las niñas y niños”, señaló Josefina Dávila, hermana de la convicta Tamara Dávila, cuya hija de 5 años insiste en preguntar por qué su mamá no vuelve a casa.

Los familiares aseguraron que la Policía no aceptó que cartas, tarjetas y dibujos elaborados por los hijos se les entregaran a sus padres ayer, cuando Nicaragua celebró el Día del Padre.

Los mensajes, así como los alimentos, se les llevaron a la sede policial donde los familiares presumen que están los líderes opositores, conocida como “El Chipote”, en el sur de Managua, denunciada como centro de torturas por organismos defensores de los derechos humanos.

Reclaman derechos humanos

Adicionalmente los líderes sufren enfermedades previas, como padecimientos del corazón, prediabetes u otras, que necesitan alimentación o tratamientos especiales, que los familiares dudan estén siendo atendidos.

“Nos preocupa muchísimo la salud de nuestros detenidos. No tenemos noticias fidedignas de ellos, la preocupación se va convirtiendo en angustia, no podemos verlos, esos derechos nos han sido conculcados”, dijo la esposa del exvicecanciller José Pallais, Gilma Herdocia.

“No estamos pidiendo nada que no sea parte de sus derechos humanos”, agregó la periodista Verónica Chávez, esposa del periodista y aspirante presidencial Miguel Mora.

Las detenciones de los líderes opositores se dan a menos de cinco meses de unas elecciones en que Ortega se jugará 42 años de dominio casi total de la política en Nicaragua. EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.