Como cantaban en su éxito “Mamma Mia”, “here we go again”. El grupo sueco ABBA ha anunciado la grabación de dos canciones nuevas para un disco. Un reencuentro que se produce 35 años después de su separación y que incluye el regreso del cuarteto a los escenario. Al menos, de forma virtual.

El anuncio de ABBA ha sorprendido a muchos teniendo en cuenta que en el año 2013, en la inauguración del museo del grupo en Estocolmo, Björn Ulvaeus aseguraba que “lo más cerca que estarán los fans de vernos juntos de nuevo es en este museo”. Cinco años más tarde, el grupo asegura en un comunicado que unirse de nuevo ha sido “una experiencia muy feliz”.

Era 1972 cuando Ulvaeus y su amigo Benny Andersson creaban ABBA junto a Agnetha Fältskogy (alias ‘la rubia’) y Anni-Frid Reuss von Plauen (también llamada Frida o ‘la morena’). Formaron un acrónimo con sus iniciales, triunfaron en Eurovisión y se convirtieron en parte del a historia musical mundial. Se mantuvieron en lo más alto hasta que bodas, divorcios y el carácter tímido de Agnetha enfrentado a la revolución de Frida terminaron por separar al grupo.

“Yo soy una paleta, una chica de campo. No soy una showgirl. A los otros les gusta la fiesta. A mí me gusta ser yo misma”, reconocía Agnetha en su biografía, donde recordaba cómo, tras conocer a Björn Ulvaeus en su pueblo, se mudó enamorada a Estocolmo. Una historia que chocaba con la partitura vital de Frida: huérfana desde los dos años, casada a los 17 con el bajista de la banda en la que cantaba, madre de dos hijos… Lo dejó todo atrás -marido e hijos incluidos- para triunfar en la música.

El ascenso de Abba supuso el desmoronamiento de la vida de Agnetha. En 1977 tenía a su segundo hijo, Peter, y se divorciada de Björn, si bien decidieron seguir trabajando juntos. A la vez, Frida se casaba por sorpresa con Benny tras nueve años como pareja.

El éxito del grupo les llevó a actuar por todo el mundo. Y fue en Estados Unidos, tras un accidentado vuelo a causa de una tormenta, cuando Agnetha tomó la determinación de no volver a subirse en un avión. Solo quería volver a Estocolmo para estar con sus hijos, tranquila. Entonces, el matrimonio de Frida y Benny también hacía aguas y en 1981 se separaron.

La vida después de Abba

Tras la separación de Abba, cada uno siguió su camino. En 1981, Benny y Björn volvían a casarse: el primero con la presentadora Mona Nörklit, con quien tiene un hijo; el segundo con la periodista musicalLena Kallersjö, suman dos hijos a los que tuvo con Agnetha.

Por su parte, Frida entró a formar parte de la realeza. En los Alpes suizos conoció al que sería su tercer marido, el príncipe alemán Heinrich Ruzzo Reuss von Plauen. En 2008, pasaba de nuevo por el altar con Henry Smith, quinto vizconde de Hambleden y propietario de la cadena comercial WHSmith.

Leer más: ABC.Es

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.