La Brasil de Vinícius
Los ataques contra el extremo merengue se han repetido a lo largo de la temporada en otros estadios de España. Foto: EFE

La selección brasileña, liderada por el madridista Vinícius Júnior, jugará este sábado vestida de negro durante la primera parte un amistoso contra Guinea en Barcelona, un partido que ha trascendido las fronteras del fútbol para transformarse en un acto reivindicativo contra el racismo.

La Canarinha saltará al césped del estadio de Cornellà-El Prat vestida completamente de negro, un hecho inédito en sus más de cien años de historia que se enmarca dentro de la campaña de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) para combatir la discriminación racial en el deporte.

Esta y otras iniciativas surgieron a partir del revuelo internacional que causaron los graves insultos racistas que recibió Vinícius Júnior el pasado 21 de mayo en el estadio de Mestalla por parte de grupos de aficionados del Valencia en un partido de la liga española contra el Real Madrid.

Los ataques contra el extremo merengue, que se han repetido a lo largo de la temporada en otros estadios del país, fueron condenados por las más altas autoridades de Brasil, entre ellas el presidente, Luiz Inácio Lula da Silva, que exigió acciones para poner punto final a esa situación.

«Era necesario tener a alguien que se mantuviera firme. Quiero seguir por los jóvenes y por todas las personas que sufren y no tienen la voz que tengo yo», señaló el exdelantero del Flamengo en la previa del encuentro.

«Voy a seguir cada vez más firme por aquellos que no tienen la oportunidad de luchar», insistió.

El incidente de Mestalla aun ganó un nuevo episodio esta semana después de que Rodrygo Goes, compañero de Vini en el Real Madrid, acusara a la afición valencianista como un todo de racista, declaraciones que matizó posteriormente tras las protestas del club español.

La Brasil de Vinícius

Brasil, cuyo número 10 lucirá Vinícius, ya que Neymar sigue de baja, vestirá la indumentaria negra tan solo durante la primera mitad del duelo contra Guinea, y ya en la segunda lucirá la tradicional camiseta amarilla, con alusiones igualmente contra el racismo.

En el plano deportivo, Ramon Menezes continúa a los mandos del potente combinado suramericano de forma interina, tras el adiós de Tite una vez finalizado el Mundial de Qatar 2022.

La CBF no ha podido firmar al deseado italiano Carlo Ancelotti, que seguirá al menos una temporada más en el banquillo del Real Madrid, y mantiene su búsqueda por un seleccionador de altos vuelos.

Con Menezes, que dirige al equipo sub-20, la absoluta brasileña perdió 2-1 ante Marruecos el pasado mes de marzo, en su única presentación desde la cita mundialista, en la que volvió a decepcionar al caer en cuartos de final contra Croacia.

Al amistoso contra Guinea le seguirá otro contra Senegal, que se disputará el próximo martes en Lisboa.

Guinea llega a este amistoso después de caer derrotada 1-2 ante Egipto por la fase clasificatoria para la Copa Africana de Naciones.

El combinado dirigido por Kaba Diawara se adelantó por medio de Serhou Guirassy, pero después se dejó remontar para quedarse, con 9 puntos, segunda del grupo D, que completan Malaui y Etiopía, y que lidera Egipto con 12.

En ese encuentro fueron titulares Mouctar Diakhaby, central del Valencia, e Ilaix Moriba, de regreso al Leipzig tras jugar cedido en el conjunto che el curso pasado.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.