De izquierda a derecha: Ramón Carmona y Ángel Álvarez Gil (Foto Dayrí Blanco)
COMPARTE

Dayrí Blanco | @DayriBlanco07

Los días de cárcel para el diputado Gilber Caro no se han limitado a estar tras las rejas. Los últimos cinco meses y 12 días desde su aprehensión, el 11 de enero, han estado marcados por el aislamiento y la tortura, mientras sigue esperando por la audiencia preliminar en la que su abogado pueda defenderlo.

En un espacio de dos metros cuadrados lo mantienen encerrado en un calabozo del Centro de Formación del Hombre Nuevo Libertador, ubicado en Tocuyito. Ahí llegó de manera sorpresiva durante un traslado que le hicieron en la madrugada del 8 de mayo, desde la cárcel 26 de Julio de Guárico.

En ese cuarto no le permiten ni asomarse a la ventana para recibir la luz del día, le pasan la comida por debajo de la puerta y está sin energía eléctrica, denunció su abogado, Ramón Carmona. “Las leyes indican que 15 días de aislamiento puede considerarse como castigo, si excede ese lapso se trata de tortura blanca”. Insistió que la vida del legislador está en peligro.

A eso se le suma que los reos del lugar, descontentos por las condiciones de reclusión, han intentado tomar a Caro de rehén como medida de protesta para hacer sus exigencias a las autoridades.

Todo esto ha sido alertado ante la juez sexta en funciones de control en Carabobo, Luz Mariela Santafé, quien lleva el caso, pero no han logrado que se de efectiva la petición de traslado de Caro al Centro Experimental de Recreación y Reclusión (Cerra) ubicado en el estado Aragua, o al Centro Nacional de Procesados Militares (Cenapromil) de Ramo Verde, ya que donde se encuentra es un sitio de aprehensión de personas con sentencia firme.

El diputado de la Asamblea Nacional, Ángel Álvarez Gil, informó que será introducido un documento ante la Defensoría del Pueblo para exigir el traslado de Caro a un centro de reclusión apropiado para su condición. “No abandonaremos a nuestros compañeros que están presos injustamente por su lucha por la libertad de Venezuela. Estamos con Gilber así como estamos con Julio García, Carlos Graffe, Rosmary Di Pietro, Omar Escalante y Santiago Guevara”.

Recordó también a los magistrados designados por la AN que han tenido que irse al exilio luego de ser perseguidos del Gobierno.

Caro fue detenido el 11 de enero mientras transitaba con su pareja, Steicy Escalona, en la Autopista Regional del Centro, por funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia Militar (Sebin). Ambos fueron privados de libertad por traición a la patria, instigación a la rebelión y sustracción de efectos militares y aún esperan por la audiencia preliminar.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.