Con eficacia sorprendente Diosdado Cabello puso en movimiento al aparato judicial del régimen para en pocos días apoderarse de la organización Cruz Roja que durante casi cuarenta años estuvo en manos del abogado Mario Enrique Villarroel Lander a quien acusó de dos cosas, una que manejaba una mafia judicial con magistrados del Tribunal Supremo de Justicia, otra que propinaba acoso y malos tratos a empleados de la organización.

A gran velocidad, pocos días después de la denuncia, el fiscal del régimen presentó una demanda de amparo ante el tribunal supremo de justicia en favor de los maltratados, pero silenció por completo el hecho mas relevante como es lo referente a lo de la mafia de magistrados. Seguidamente al mismo sorprendente ritmo se admitió, procesó y sentenció la demanda decretándose la intervención del organismo, se destituyó a la directiva presidida por el abogado Villarroel y se le nombró como sustituto al señor Ricardo Cusanno, hombre muy comprometido con el gobierno en general pero con Diosdado Cabello en especial quien así ahora tiene a su propia Cruz Roja, institución de carácter internacional que entre otras cosas goza de facilidades “para el manejo y envío de toneladas de cosas desde y para todas partes del mundo” detalle que sin duda en cuanto a Venezuela por razones obvias ahora interesará mucho mas a la Drug Enforcement Administration (D.E.A)

***

En Venezuela no ha sido un secreto para nadie lo de las relaciones del abogado Mario Villarroel con magistrados, jueces y fiscales, lo que por sí solo no tendría que ser reprobable, otra cosa -que sí lo es- es que tales relaciones derivaran en componendas en la actividad de administrar justicia, que es precisamente la que ha esgrimido Cabello para armar este escándalo que ha llevado al grosero espectáculo que se está presenciando del cual la parte oculta es mayor que la que ahora se da a conocer.

LA SECUENCIA DE LOS HECHOS. El miércoles 19 de julio de este año 2023, Cabello, en su programa televisado abrió fuego contra el Dr. Villarroel acusándolo de componendas judiciales y malos tratos a empleados. Seguidamente hizo señalamientos que reiteró y amplió el 26 del mismo mes y año. Dos días después Tarek W. Saab demandó el citado amparo y anunció la apertura de una investigación penal respecto a parte de las mencionadas denuncias. Esto sin duda constituye una amenaza latente contra Villarroel, su hijo, su equipo y su patrimonio personal que se ejecutará conforme a como este reaccione.

Lo extraño ha sido que Villarroel siempre había estado manteniendo buenas relaciones con el gobierno de Maduro, incluso desde antes con Chávez y hasta con Fidel Castro con quien aparece en una muy difundida foto.

Las felicitaciones de Nicolás Maduro no escatimaron en enaltecer a esa Cruz Roja de Mario Villarroel.

En estos episodios Cabello está dejando a Maduro como un alcahuete de Villarroel, o como un tonto que con todo y sus servicios de espionaje, de inteligencia o no sabía o autorizaba lo que ahora Cabello denuncia.

La primera y principal denuncia que propaló Cabello contra Villarroel fue que éste “ha llegado a controlar a magistrados del Tribunal Supremo de Justicia”, acusación que luego disimuló con otra sobre “acosos y maltratos a empleados, voluntarios y funcionarios de la institución” que fue precisamente el motivo aducido por Tarek W. Saab para llevar el tema a una investigación criminal sin ni siquiera mencionar el asunto de los magistrados y jueces, asunto de mucho mayor gravedad y trascendencia que incluso incide en el proceso que se adelanta por ante la Corte Penal Internacional.

LO QUE EN VERDAD HAY DETRÁS DE TODA ESTA TRAMA. La gran pregunta es ¿que pasó? ¿Porqué de repente Cabello irrumpió de esa manera contra Villarroel cuando todo el mundo durante años ha sabido de las influencias de éste con magistrados, jueces y fiscales? ¿Porqué la acción de Tarek W. Saab ni mencionó, silenció completamente esa parte de las denuncias?

Lo que en realidad motivó esta reacción de Cabello lo expuse dias atrás en uno de mis artículos de la siguiente manera: “…Se me ha informado que este ataque guarda relación con el caso de la partición de bienes de la mil millonaria herencia del difunto Oswaldo Cisneros ya que una de las partes tomó ventaja al haber negociado y obtenido el apoyo de la señora Gladys Gutiérrez, presidente del TSJ. Se trata de un caso con mucho dinero por medio, y la otra parte al entender lo que tal apoyo significaba llegó a la conclusión de que solo cuadrando con Cabello podrían igualar influencias.” VER: https://carlosramirezl3.medium.com/sobre-la-denuncia-de-diosdado-cabello-contra-el-presidente-de-la-cruz-roja-venezolana-e5936bdc2e67

***

Ese pleito por la mencionada herencia es una rebatiña horrorosa que se escenifica en tribunales con actuaciones de cuarenta abogados representando a ambas partes, es la comidilla diaria en ese ambiente donde cuanto se mueve tras las cortinas de todas maneras se cuela, por ejemplo es sabido que en ese pleito una de las cuales concertó la intervención de la sala social del tsj donde el “magistrado” Edgard Gavidia, dictó un abocamiento con lo que le quitó el expediente al tribunal de origen, y para contrarrestarlo la otra parte se movió con un recurso de revisión ante sala constitucional la cual anuló lo que el otro había hecho. Luego hubo intentos fallidos de un acuerdo entre las partes.

En definitiva ese caso ha dividido en varios toletes al mencionado tribunal supremo que preside Gladys María Gutierrez Alvarado quien fue “tocada” por uno de los grupos y el otro concertó con Cabello quien maneja el caso a través de otra magistrada roja, la señora Tania D’Amelio Cardiet que es la autora de la reciente escandalosa sentencia de intervención de la Cruz Roja.

AQUÍ EL LINK PARA ACCEDER A LA SENTENCIA:

Adobe Acrobatacrobat.adobe.com

En resumen, este es otro de los grotescos episodios peliculescos que se desarrolla en un país destrozado por el bandidaje enquistado en el poder y cuyo final está por verse.

Carlos Ramírez López @CarlosRamirezL3 @DrLeyCRL




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.