(Cortesía)

El exparlamentario, Rafael Narváez, denunció que, cuando en una democracia desaparecen el estado de derecho, la separación de poderes y la autonomía e independencia de los poderes públicos, dicha democracia pasa a terapia intensiva.

Narváez se mostró preocupado por el balance de derechos humanos durante el año. Los ciudadanos se encuentran en presencia de una administración intoxicada de poder, amparada por la FANB, la cual está impregnada de un tinte político, que cada día se aleja de la constitución.

El Estado ya no encuentra que derechos humanos vulnerar: los derechos civiles y políticos, libertad de expresión, derecho a la salud, a la alimentación y los servicios básicos desaparecieron de nuestra Constitución, manifestó.

2020 a punto de irse, deja heridas, dolor, sentimientos, luto en los hogares venezolanos y las víctimas son innumerables. Como el caso de los cinco millones de desplazados que, huyendo de la hambruna, se encontraron con el desprecio, la xenofobia y muertes en los países receptores, como es el caso lamentable de Güiria; más de 35 criollos perdieron la vida en el mar intentando llegar a Trinidad y Tobago en la búsqueda de una mejor calidad de vida que le negó el Estado sin alma e indolente”, agregó.

El abogado explica que queda un camino lento y “lleno de espinas” con posibilidades de reparar el daño a las víctimas de violación sistemática de DDHH y crímenes de lesa humanidad por parte del Estado, que la Corte Penal Internacional, superada la fase 3, podrá iniciar la investigación contra los responsables de cometer estos crímenes.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.