Para el protagonista de esta historia emigrar ha sido toda una aventura. Él no lo planificó, no lo calculó, solo se fue con la novia que tenía para ese entonces a Argentina y continuó con su vida en medio de un proceso de adaptación. 

Tenía algo bien claro, se enfocó en seguir tatuando, porque sabía que allí estaba garantizado su éxito. #MiVuelo les presenta a Roberto Rojas.

Este joven venezolano de San Antonio de los Altos, estado Miranda. Es un emprendedor nato. Emigró el 05 de mayo de 2015, se fue a Argentina porque su novia tenía unos amigos allá. Ella había ido en unas vacaciones y así Roberto tuvo referencia de lo que hoy es su segunda casa.

Al llegar lo primero que hizo fue cambiar unos dólares, dijo haberse llevado solo 800 que sirvieron para pagar la renta de la habitación donde viviría, comida y lo necesario para arrancar.

View this post on Instagram

La fe mueve montañas.

A post shared by Roberto Rojas � Tatuador (@robertorojastattoo) on

Un intento de secuestro fue el acto de inseguridad que hizo que Roberto se fuera de Venezuela, y a pesar de tener negocios entre ellos una agencia de publicidad y una tienda de tatuaje, el cambio era inminente.  

Roberto cuenta que al principio todo fue muy difícil, tomaba agua del grifo, no compraba ni jugo para ahorrar hasta lo más mínimo y lograr las metas.

A su novia, una profesional de la medicina le tocó vender café en una plaza. Roberto sabía que tenía en sus manos la solución de salir adelante, un potencial que ha sabido sacarle provecho y ya hoy lo hace por hobby, ya que los negocios emprendidos le dan lo suficiente para vivir.  

Roberto no sabe cocinar, pero es un artista del tatuaje, todo un profesional, son muy bueno sus trabajos y los clientes están satisfechos. Él confió siempre que tendría éxito al hacer lo que le gusta, y no se equivocó. Con el lema “arte en la piel”, su marca “Mente Abierta” se destaca por buscar lo diferente, siempre atento a las vanguardias y con nuevos estilos de tatuar.

Este joven ha sabido invertir y hacer negocios en Argentina, y una de las cosas que es admirable es que no le importa compartir sus conocimientos, para que otros aprendan sus técnicas.

Prueba de ello son los seminarios que ha realizado, allí ha demostrado a un nutrido grupo de personas como realizar tatuajes y sus claves para salir adelante.

“Sabemos que nuestra profesión implica un cambio en la gente de por vida por lo que realmente hacemos que cada trabajo sea único”, comentó.

Es un hombre constante, siempre está ocupado, por lo que debe planificarse para tener tiempo y cumplir con sus compromisos. En su cuenta en Instagram @menteabierta.tattoo.arg destaca sus trabajos realizados, incluso el cantante y compositor “Nacho”, también lleva el sello Roberto Tattoo.

Su primer premio fue en el 2018 como “Mejor Tattoo” otorgado en la Expo Cultural Tattoo–Necochea.

Roberto expresó que su proceso de adaptación ha sido poco a poco. Se considera un hombre sin apegos, aspecto que en muchos casos ayuda mucho a quién decide emigrar. Él no se hizo preguntas, solo quería trabajar y trabajar, demostrar que se pueden alcanzar los objetivos con disciplina y enfoque. “Para mí el fracaso no existe o gano o aprendo”, dijo.

Como muchos venezolanos que tuvieron que salir de su tierra, y al preguntarles que extrañan de ella, Roberto asegura que extraña solo los buenos recuerdos vividos con amigos y familiares, en su mayoría momentos de disfrute que difícilmente se volverán a presentar porque ya muchos no están en Venezuela. 

Extraña mucho a su papá y también la libertad de hacer cosas que ahora no puede hacer, muchas de ellas forman parte de las normas y reglas que debe respetar en Argentina y que antes como cualquier joven aventurero hacía en su país natal, pero ahora no puede.

A este joven talentoso le deseamos que sigan los éxitos. Que pueda seguir ofreciendo sus conocimientos a quienes lo necesiten. Ustedes no pierdan la fe, #TuSiPuedes continuar haciendo lo que te gusta en el país a donde emigraste, solo es cuestión de tiempo y trabajar para lograrlo.

Cortesía Adrina Henríquez




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.