COMPARTE

EFE

El argentino Jorge Sampaoli, nuevo entrenador del Sevilla, afronta a sus 56 años su primera experiencia como técnico en Europa, en la que tendrá poco margen de adaptación al fútbol de este continente al asumir la dirección de un equipo que con Unai Emery ganó las tres últimas ediciones de la Liga Europa.

Sampaoli, que ha firmado un contrato por dos temporadas con el club sevillista, cruza así el ‘Charco’ después de una dilatada carrera como técnico desarrollada en diversos países suramericanos y en la que destacó sobre todo en Chile.

En el país andino, este exfutbolista de las categorías inferiores del Newell’s Old Boys argentino, aunque tuvo que colgar las botas por una grave lesión a los 19 años, ganó tres ligas locales y una Copa Sudamericana como entrenador del Universidad de Chile y se proclamó campeón de la Copa América en 2015 al frente de la selección andina, la primera en la historia de este país.

El argentino, también como entrenador del combinado chileno, llegó a los octavos de final del Mundial disputado en Brasil en 2014, torneo en el que cayó en la tanda de penaltis frente a los anfitriones (1-1) y en el que derrotó por 2-0 a España, que llegó como campeona del mundo y de Europa.

Ahora tiene el complicado reto de sustituir a un Emery tricampeón de la Liga Europa con los sevillistas, equipo que desde que entró el siglo XXI está en progresión, habitual en estos años en competiciones continentales y con un ramillete de títulos nacionales y europeos.

Sampaoli tiene la presión de que el nivel no baje la venidera temporada, en la que su nuevo equipo volverá a estar en la Liga de Campeones, la máxima competición de clubes, con una plantilla que previsiblemente volverá a estar muy renovada fiel a la filosofía del club de estar obligado a dar salida a sus jugadores mas valiosos y recaudar un dinero con el que fichar a otros en proyección y futuras figuras.

En esa misión tendrá la inestimable ayuda del director deportivo de la entidad, Ramón Rodríguez ‘Monchi’, quien, pasado el ‘terremoto’ del anuncio de su marcha y la posterior confirmación de su continuidad, está ya plenamente inmerso en las gestiones para darle un equipo de garantía para competir en la Liga y en la ‘Champions’.

El preparador suramericano no triunfó como jugador debido a una temprana lesión ni tampoco tuvo mucho éxito en sus inicios como entrenador en Argentina, pero su caminar por otros países americanos sí tuvieron repercusión, primero en varios equipos peruanos, país donde estuvo cinco años (2002-07).

Después se fue a Chile, a dirigir dos años al O’Higgins (2007-09), emigró una campaña a Ecuador, donde hizo una gran labor con el Emelec (2010) y de ahí volvió a Chile para consagrarse en el Universidad.

A finales de 2012 trasladó su experiencia profesional a la dirección de una selección nacional, la de Chile, que ha dirigido hasta el pasado enero y en la que ha dejado huella.

Primero mostró un gran nivel en Brasil en los Mundiales de 2014 y ello fue preludio a su gran actuación en la Copa América 2015, de la que los chilenos fueron organizadores y en la que ganaron a Argentina la final en los lanzamientos de penaltis tras un empate sin goles con el que acabó el choque.

Sampaoli ha llegado a Sevilla acompañado de su preparador físico de confianza en los últimos años, el también argentino Jorge Desio, y en Sevilla le esperaba un amigo y colaborador suyo, el técnico vasco Juanma Lillo, quien después de su paso por varios equipos españoles ha probado en el fútbol mexicano y colombiano.

Con ellos intentará desplegar el fútbol ofensivo del que hace gala en su trayectoria y con el que ahora espera triunfar en el Sevilla y en Europa. 

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.