COMPARTE

EFE

El indígena colombiano Antonio Bolívar, perteneciente a un pueblo originario casi extinto y coprotagonista de “El abrazo de la serpiente”, donde ha debutado como actor a los 71 años, saldrá el domingo de su recóndita comunidad de la Amazonía para desfilar por la alfombra roja de los Óscar.

La verdad que no sé qué es lo que voy a hacer yo, lo único que sé es que me dicen. Vamos a los Estados Unidos a recibir el Óscar” afirma Bolívar, miembro de la comunidad ocaina.

El novato actor septuagenario se ha preparado para la entrega de los Óscar, pero no se imagina qué pasará cuando sea presentado como el actor que da vida a “Karamakate” en “El abrazo de la serpiente”, dirigida por el colombiano Ciro Guerra y nominada a mejor película de habla no inglesa.

Sus paisanos le dicen: “no te pongas orgulloso”, pues consideran que “Don Antonio”, como lo llaman, es emisario de un mundo desconocido y por ello ha decidido ir a defender su etnia en su lengua.

“En el continente suramericano la mayoría somos indígenas nativos y nos sentimos legítimos indígenas ya mezclados con otros que han venido por un lado y por el otro”, aseguró el actor en referencia a las diferencias que percibe con el norte.

Este filme es el único latinoamericano entre los cinco finalistas que aspiran a llevarse la preciada estatuilla y que también buscan “Theeb” (Jordania), “A War” (Dinamarca) y “Son of Saul” ( Hungría), la gran favorita.

Guerra quería hacer la película en la lengua originaria de los ocaina. “Esa era la fuerza que íbamos a tener pero desgraciadamente ya mi raza está en extinción, somos ocainas pero ya no somos originales“, afirmó Bolívar.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.