COMPARTE

AFP

Un equipo de expertos creó una versión digital de la
Gioconda, dándole a la modelo más famosa de Leonardo da Vinci una inteligencia
artificial que le permite interactuar con su entorno.

El célebre cuadro del siglo XVI está adaptado digitalmente a
su talla real. La Mona Lisa mira de izquierda a derecha, luego cierra los ojos,
sonríe o hace un mohín, en función de lo que sucede alrededor.

La idea es “compartir con la Gioconda una relación
íntima (…) como si fuera un ser querido”, para que cada uno pueda
“apropiarse” de esta “poderosa” figura del arte, afirma
Florent Aziosmanoff, líder del proyecto.

El concepto funciona gracias a un Kinect, un periférico que
capta los movimientos e imágenes empleado habitualmente en videojuegos.

Han hecho falta un equipo de 40 personas y un año de
trabajos en Francia para llevar a cabo este proyecto llamado “Living
Joconde”.

Según Aziosmanoff, no se trata de inventar “otra
Gioconda”, sino de perpetuar el “living art” iniciado por el
gran pintor fiorentino: “La Gioconda está considerada el primer cuadro que
logra dar vida a una persona ante el espectador”.

Desde el cuadro hasta la joya, la “Living Gioconda”
podría ser comercializada en varias versiones.

Así, podrá llevarse colgada del cuello. En colaboración con
la marca Mathon, se acaba de concebir un prototipo de “joya
conectada” en forma de camafeo representando a la Mona Lisa animada.

La joya de fantasía costará unos 100 euros, y las versiones
más desarrolladas, “varios centenares de miles de euros”.

Y para quienes ya no puedan vivir sin ella, se está
trabajando en una aplicación móvil. “Se podrá incluso enviarle mensajes de
texto”, afirma Aziosmanoff.

Pese a todo, el creador del proyecto advierte de que la
Gioconda interactiva no tendrá nada que ver con un Tamagotchi, unos pequeños
animales virtuales muy populares hace unos años y cuyos propietarios debían
cuidarlos.

En el Tamagotchi, hay que “alimentar al animal,
comprobar que esté bien… Lo que yo propongo es una Gioconda que tenga su
independencia y su sutileza”, afirma.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.