Jugadores del Newcastle celebrando un gol de su equipo. / Foto: Getty Images.

La ONG Amnistía Internacional advirtió este martes a la Premier League que debe estudiar el proyecto de compra del Newcastle por parte de un fondo de Arabia Saudita, por el riesgo de ser utilizada por un país en el que no se respetan los derechos humanos.

Según publicó este martes la prensa inglesa, un consorcio saudita, del que forma parte el príncipe heredero Mohammed Ben Salmane, ha pagado un avance no reembolsable de 17 millones de libras (19,5 millones de euros) al propietario del club Mike Ashley, en el marco de una oferta de compra por 300 millones de libras (345 millones de euros).

La Premier League debe ahora verificar que los potenciales compradores cumplen una serie de criterios para accionistas y futuros dirigentes.

Kate Allen, directora británica de Amnistía, dedicada a la lucha por el respeto de los derechos humanos en el mundo, escribió al presidente de la Premier Richard Masters para advertirle del riesgo en términos de imagen que tendría este movimiento para su institución.

“Mientras estas cuestiones (los derechos humanos en Arabia Saudita) no se arreglen, la Premier League se arriesga a ser utilizada para aquellos que quieren usar su prestigio y glamour para cubrir acciones profundamente inmorales”, escribió.

La utilización del deporte profesional como herramienta de ‘soft power’ por regímenes poco democráticos en el que las libertades fundamentales no son respetadas es una crítica recurrente contra los estados del Golfo. Amnistía ya había denunciado la compra del Manchester City por parte de fondos de Emiratos Árabes al considerarla una forma de blanquear la reputación del país.

“Todas las empresas deben protegerse contra todo vínculo posible con la violación de los derechos humanos y el fútbol inglés no se escapa de esto”, explicó Amnistía en un comunicado.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.