El papa Francisco pidió este domingo que el pueblo de Venezuela encuentre la vía justa, pacífica y humana para salir cuanto antes de la crisis política y humanitaria que sufre.

“Suplicamos el fruto del consuelo para el pueblo venezolano, el cual vive en una especie de ‘tierra extranjera’ en su propio país, para que encuentre la vía justa, pacífica y humana para salir cuanto antes de la crisis política y humanitaria que lo oprime, y no falten la acogida y asistencia a cuantos entre sus hijos están obligados a abandonar su patria”, dijo durante el mensaje de Pascual que leyó desde la logia central de la basílica de San Pedro del Vaticano.

Francisco también impartió la bendición Urbi et Orbi (A la ciudad y al mundo), momentos después de presidir la misa del Domingo de Resurrección en la plaza del Vaticano.

El tema de los enfrentamientos en Siria igual ocupó el discurso del Pontífice, quien recalcó que esta población está sumida en la guerra, y llamó a todos los responsables políticos y militares, para que se pongan coto al exterminio que existe en esa nación, se respete el derecho humanitario y se proceda a facilitar el acceso a la ayuda que la población necesita y el regreso de los desplazados.

Lamentó las injusticias y violencias y cargó contra la miseria, la exclusión, el hambre, la falta trabajo, el rechazo social hacia los refugiados, las víctimas del narcotráfico, de la trata de personas y de las distintas formas de esclavitud.

Mencionó a la península coreana para confiar en que las conversaciones en curso promuevan la armonía y la pacificación de la región y solicitó a los responsables que actúen para promover el bien del pueblo coreano y construir relaciones de confianza en el seno de la comunidad internacional.

El papa habló de dos conceptos: la sorpresa del anuncio de Jesús resucitado y la prisa de la gente que acudió al sepulcro para comprobar efectivamente que ya no estaba; por lo que le hizo una pregunta a los asistentes: “¿Y yo, qué?”, para invitarles a reflexionar sobre cómo actúan en la vida, si corren hacia las sorpresas o permanecen inmóviles.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.