Falleció en prisión el general de la República Raúl Isaías Baduel por causa de la COVID
/ Foto: EFE

A través de su cuenta en la red social Twitter, el fiscal general del chavismo, Tarek William Saab, informó la muerte del general Raúl Isaías Baduel, mientras se encontraba en prisión, a causa de un paro cardiorrespiratorio como complicación de la COVID-19.

El funcionario asegura que «se le aplicaban los cuidados médicos correspondientes» y que ya había recibido una primera dosis de la vacuna antiCOVID.

El exministro de Defensa, quien ostentó el cargo durante la época del fallecido Hugo Chávez, estuvo preso de 2009 a 2015, cuando recibió medidas cautelares. Nuevamente quedó bajo arresto en 2017 y hasta la fecha. Sus familiares habían denunciado, hace casi dos semanas que no sabían dónde lo tenían.

De hecho, recogía la Voce D’Italia, medio de la comunidad italiana en Venezuela, que su hija Andreína Baduel presumía que su padre estaba muerto, porque no tenían fe de vida alguna de éste.

Señalaba, vía Twitter, el pasado 30 de septiembre, que temía por la vida de su progenitor y pidió a las autoridades que le permitieran “constatar las condiciones físicas del exmilitar y que den una fe de vida. ¡Basta Ya!”, expresó entonces en un mensaje de Twitter.

Asimismo, el medio Noticiero Digital reseña que, ese mismo día 30, la Coalición por los DDHH y la Democracia confirmó que varios presos políticos entre ellos el general Baduel y el capitán Juan Carlos Caguaripano habían sido trasladados del Sebin de Plaza Venezuela al del Helicoide.

Durante años, la familia de Baduel había denunciado que el exministro tenía problemas de salud.

El periplo judicial

En febrero pasado, el diario Tal Cual rememoraba el caso del general Raúl Baduel. Quien entonces sumaba ocho meses aislado y cuatro años a la espera de juicio. A la fecha la cuenta subió a un año y cuatro meses en aislamiento.

Sobre su periplo judicial, el medio indicaba que en abril de 2009 el exministro de Defensa resultó apresado por funcionarios de la Dgcim, debido a supuestos actos de corrupción durante su paso por esa cartera.

Baduel se defendió de las acusaciones diciendo que los culpables de dichas irregularidades administrativas habían sido sus predecesores, pero el 7 de mayo del año siguiente quedó condenado a casi ocho años de prisión por los delitos de apropiación indebida de bienes del Estado y corrupción.

Medida cautelar

Estuvo seis años detenido en la cárcel de procesados militares de Los Teques, mejor conocida como Ramo Verde. El 12 de agosto de 2015 le fueron otorgadas medidas sustitutivas de libertad, entre ellas el no salir del estado Aragua (su lugar de residencia) o la prohibición de hablar a los medios de su caso.

Pero el 12 de enero fue llamado a tribunales y nuevamente encarcelado por supuestamente incumplir su libertad condicional y, aunque su condena culminaba en marzo de 2017, se le imputaron nuevos delitos “en contra de la independencia e integridad de la nación”.

Tras su detención, pasó un año para que se le hiciera la audiencia preliminar, que debería realizarse durante los 45 días siguientes a la detención, donde se ratificaron los delitos. Otra de las irregularidades en su caso radica en que uno de sus abogados no pudo tener acceso al expediente los últimos tres años y medio.

“Luego de 2018 no ha pasado nada, ésta es la fecha que no se ha hecho la apertura de juicio. La ley prevé, cuando hay retardo procesal, la medida de decaimiento del proceso. Eso deberían otorgarlo los tribunales sin ni siquiera mediar una solicitud del detenido o abogados, aún así han pasado casi tres años y mi papá sigue sometido a un limbo jurídico”, señaló Andreina Baduel.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.