El gerente general del club se encargará de monitorear la salud del maracayero. Foto (Archivo).

Cuando los Tigres de Detroit salgan al terreno para el Día Inaugural, el venezolano Miguel Cabrera será el encargado de custodiar la primera base, posición que ha ido adecuándose a ella en los últimos años.

“Absolutamente, Miguel va a jugar en la inicial. Pienso que cuando está en la primera base, nos da más oportunidades de ganar”, declaró el mánager del equipo, A.J Hinch.

En una temporada que iniciará con un par de hitos al alcance de Cabrera, regresar a la primera almohadilla es un logro por el que no tendrá que esperar. “Extraño mucho jugar en la primera. Espero que me den más tiempo el año que viene para jugar allí y estar en el terreno”, dijo el slugger en los entrenamientos primaverales.

Para un toletero de 37 años con un historial de lesiones y que venía de pasar temporada y media exclusivamente como bateador designado, el comentario pareció más simple optimismo que una meta. Vale destacar que, los Tigres colocaron al criollo como designado a tiempo completo durante el verano del 2019 para mantenerlo a diario en la alineación, luego de que fuera diagnosticado con problemas crónicos de rodilla.

Cabrera regresó a la primera almohadilla no sólo con experiencia, sino también con entusiasmo y energía. En su primer juego allí durante la pretemporada, se lanzó de cabeza tratando de fildear un rodado. En otro encuentro, corrió hacia el otro lado del cuadro interior para atrapar a un corredor entre tercera y home, por poco completando un doble-play.

“Primero que nada, es un estudioso del juego. Es como si mirase todo y viese todo. Tiene una tremenda energía cuando está en el dugout. Creo que no me había dado cuenta de lo mucho que se involucra en el juego. Eso se cuadriplica cuando lo pongo en la primera. Es súper activo, está en el juego y ve todo”, argumentó Hinch.

Esa energía termina por regarse al resto del juego de Cabrera. “Lo han visto esta primavera. Se anda moviendo otra vez como un muchacho. Sé que está emocionado. Pienso que eso le hará bien mentalmente”, manifestó el gerente general de los Tigres, Al Ávila.

Una vez que los felinos decidieron no colocar al venezolano Renato Núñez en el roster del Día Inaugural, la mesa quedó servida para que Cabrera iniciara en primera. Y tratándose del primer partido de la campaña, más sentido tenía que “Miggy” saltase al terreno, a pesar de que la temperatura estará en los 30 grados Fahrenheit durante todo el jueves.

El verdadero debate será con qué frecuencia jugará Cabrera a la defensa a medida que avance la temporada. El plan es que lo haga un par de veces por semana. A su vez, tienen un día libre después del Día Inaugural, seguido por cinco encuentros seguidos de día en casa, por lo que se espera que el tiempo mejore considerablemente durante el sábado y el domingo.

“Dependerá de Hinch y su equipo asegurarse de controlar la cantidad de tiempo que esté parado en la primera base. Eso será monitoreado muy de cerca. Nuestros preparadores físicos cuentan ahora con cierta tecnología que nos permite saber si un jugador está fatigado. Todas las miradas estarán sobre Cabrera y cuántos innings va a jugar en la primera base para asegurarnos de que se mantenga saludable”, sustentó Ávila.

Con información Prensa Las Mayores.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.